Dos detenidos en El Esparragal por presuntas estafas a través de internet

Detención de uno de los autores./Guardia Civil
Detención de uno de los autores. / Guardia Civil

Los arrestados, un hombre y una mujer de 42 y 32 años, falseaban la identidad de terceras personas a través de internet para obtener servicios de internet, telefonía fija y móvil, así como terminales sin ningún coste

LA VERDADMurcia

La Guardia Civil de la Región de Murcia, en el marco de la operación 'Fabagnale', desarrolló una investigación para esclarecer una serie de estafas a través de internet, que se saldó hasta el momento con la detención de dos personas -un hombre y una mujer, españoles y de 47 y 32 años de edad- en la pedanía murciana de El Esparragal y el esclarecimiento de seis hechos delictivos. Efectivos de Prevención de Seguridad Ciudadana de la Benemérita iniciaron la operación el pasado mes de marzo para investigar varios casos de estafa a través de internet que se estaban cometiendo desde el mes de septiembre de 2018.

Los agentes descubrieron que los autores de los hechos utilizaban varias redes sociales para falsear identidades de terceras personas y así obtener datos de cuentas bancarias. Una vez conseguido su propósito utilizaban estos datos para formalizar contratos en compañías telefónicas y obtener servicios de internet, telefonía fija y móvil, así como terminales de telefonía móvil sin ningún coste, ya que el cargo se realizaba en las cuentas bancarias de las víctimas de la actividad delictiva esclarecida.

A raíz de la presentación de varias denuncias sobre este tipo de delitos, la Guardia Civil inició las indagaciones con el apoyo de diversas entidades bancarias y de telefonía móvil. Los investigadores realizaron entonces una exhaustiva búsqueda y análisis de datos en redes sociales que permitió identificar a los ahora arrestados.

La actividad delictiva se iniciaba con el contacto con personas y empresas a través de redes sociales haciéndose pasar por médico y encargando presupuestos de trabajos a estas personas/empresas con las cuales obtenían identidades y datos de cuentas bancarias con las que realizaban contratos ficticios. Se pudo constatar que los autores iban variando las direcciones de los contratos, así como las personas que supuestamente lo contrataban, para dificultar su vinculación con la actividad delictiva y evitar ser localizados.

El minucioso análisis de la información obtenida en el proceso de investigación permitió esclarecer, hasta el momento, seis delitos. No se descarta la implicación de más personas en la trama y su vinculación en más hechos delictivos. Una vez obtenidos todos los indicios necesarios, la Guardia Civil estableció un dispositivo de búsqueda sobre los sospechosos que culminó, durante los últimos días, con su localización y detención como presuntos autores de los delitos de estafa y usurpación de estado civil. Sobre uno de los arrestados, además, se encontraba en vigor una orden judicial de búsqueda y detención por delitos contra el patrimonio. Los detenidos y las diligencias instruidas fueron puestos a disposición del Juzgado de Instrucción de Murcia.