«La mala educación es la responsable de la obesidad infantil en la Región»

«El sobrepeso, la interrupción voluntaria del embarazo y el estrés en la mujer son los temas del foro que celebraremos mañana en el CIM». Rafael Bernabeu Fundador y director médico del Instituto Bernabeu

ANTONIO LÓPEZCARTAGENA.
Rafael Bernabeu, en uno de los laboratorios de la clínica de Alicante del Instituto Bernabeu. ::
 LV/
Rafael Bernabeu, en uno de los laboratorios de la clínica de Alicante del Instituto Bernabeu. :: LV

La obesidad infantil y juvenil, la interrupción voluntaria del embarazo y la salud mental de la mujer relacionada con el estrés son los principales temas que se debatirán mañana en el Foro Mujer y Sociedad, organizo por el Instituto Bernabeu, dirigido y fundado por Rafael Bernabeu (Alicante, 1957). Las clínicas de reproducción asistida de este médico especialista en Obstetricia y Ginecología y autor de más de 150 estudios publicados a nivel internacional están repartidas por cuatro ciudades española, entre ellas Cartagena, que este año cumple su décimo aniversario. De ahí que haya elegido la ciudad como sede de esta jornada, que este año cumple su séptima edición. El salón de actos de la Facultad de Ciencias de la Empresa de la Universidad Politécnica será la sede del foro, a partir de las diez de la mañana. Puede asistir cualquier persona y la inscripción es gratuita a través de la web: 'www.forummujerysociedad.com'.

- Murcia es una de las regiones con mayor índice de obesidad infantil de España. Precisamente es uno de los temas que se tratarán mañana. ¿Cómo se puede combatir?

- Es paradójico que con la huerta y la gastronomía que tiene esta región tenga uno de los índices más altos de España. En mi opinión, se debe a una cuestión esencial: a la mala educación, pero también a la dejadez de los padres. Muchas veces prefieren que desayunen o almuercen bollería antes de prepararles un buen bocata. Sobre todo afecta más a las clases medias bajas.

- ¿Cómo se puede luchar contra ello?

- Con más educación a los niños y a las familias. A los primeros, en el colegio, donde los profesores tienen un papel fundamental. Los segundos podrían aprender en talleres o clínicas especializadas. Las consecuencias de una mala alimentación se ven cuando la persona es adulta.

- ¿Cómo afecta?

- De forma diferente a la mujer y al hombre. Las adolescentes ovulan mal y sufren trastornos de la regla, que pueden desembocar en problemas de fertilidad. En los jóvenes, no es tanto en este sentido. A ellos les afecta en forma de hipertensión y de posibles infartos.

- ¿Qué hace en este sentido el instituto que usted dirige?

- Nuestra labor es más informativa que cualquier otra. Educamos en este sentido a las familias. Lo que hay que tener muy en cuenta es que contra la obesidad se puede luchar y se le puede ganar.

- Otro de los temas será el aborto. Es uno de las cuestiones más debatidas en las últimas semanas en todo el país. ¿Qué opina sobre la reforma de la ley?

- Hay una clara disensión entre lo que la sociedad pide, necesita y exige y lo que la ley pone sobre la mesa. Creo que los que se encargan de su redacción deberían reconsiderar su posición, porque lo que han planteado no corresponde con la realidad actual. Sin duda será el tema estrella del foro de mañana. A él está invitado todo aquel que quiera asistir. Allí encontrará un lugar para escuchar y hablar y seguro que sobre el aborto nos encontraremos opiniones diferentes. La nueva normativa se debería acercar más a lo que pide la sociedad.

- El foro también abordará los problemas que genera el estrés en las mujeres y su comportamiento a raíz del mismo. ¿Es diferente en el hombre que en la mujer?

- Totalmente. El hombre lo expresa de forma volcánica y lo demuestra en muchas ocasiones de forma agresiva, desgraciadamente con su mujer o hijo. Hablo de casos extremos. La mujer lo expresa más de una forma emocional, de ahí que se le deriven trastornos mentales.

- La investigación es uno de los pilares básicos del Instituto Bernabeu. ¿Cómo ha acogido los recortes en este concepto por parte de las administraciones públicas?

- Los recortes en investigación nos afectan a todos por igual. A pesar de todo mantenemos con recursos propios la Cátedra de Medicina Reproductiva de la Facultad de Medicina de la Universidad Miguel Hernández de Elche y las becas y subvenciones a estudiantes. Hace apenas una semana, el Ministerio de Sanidad nos ha concedido una ayuda para trabajos de investigación sobre el papel de la vitamina D en la fertilidad humana.

- ¿Puede considerarse un síntoma de que la administración vuelve a apostar por la investigación?

- Es una esperanza de volver a como estábamos antes. Quien tiene la capacidad de conocimiento, tiene la llave del desarrollo humano. Si la perdemos seremos el patito feo del grupo. Lo que tiene que hacer España es apostar fuerte por el conocimiento.

- Elche, Alicante, Cartagena y Benidorm son los centros que actualmente tiene el Instituto. ¿Tiene previsto ampliar las clínicas próximamente?

- Sí, nuestra idea es expandirnos a finales de este año. Una de ellas será en Murcia capital y la otra en Almería o Albacete. Aún lo estamos barajando. La idea es salir fuera de España, por eso ya nos planteamos abrir en Londres o Manchester.