El bulevar de El Patiñero reúne a miles de personas en torno a las cuadrillas

El reparto de pelotas con caldo, en el bulevar de El Patiñero, fue más ordenado gracias a la amplitud del paseo. / Vicente vicéns / agm
El reparto de pelotas con caldo, en el bulevar de El Patiñero, fue más ordenado gracias a la amplitud del paseo. / Vicente vicéns / agm

La nueva directiva de la peña La Hijuela se estrena con el cambio de ubicación del encuentro, 800 sillas y una carpa; las vecinas repartieron 150.000 pelotas con caldo

María José Montesinos
MARÍA JOSÉ MONTESINOS

Aunar tradición e innovación es posible. Así se hizo en Patiño donde el XXXI Encuentro de Cuadrillas, organizado por la peña La Hijuela, mantuvo todo el costumbrismo de los bailes de aguinaldo, jotas y malagueñas de las cuadrillas y todo el sabor, y nunca mejor dicho, de las mejores pelotas de pavo con caldo, elaboradas con mimo por los 15 grupos de 'peloteras' la víspera para convidar con toda la generosidad del mundo a los patiñeros y visitantes que ayer disfrutaron de una extraordinaria jornada festiva en un día, que amaneció gélido en la huerta, pero que se caldeó en torno al mediodía.

El cambio quizá más significativo es el lugar de celebración. Tradicionalmente se venía haciendo en la calle Mayor -donde había que cortar el tráfico- y en torno a la puerta de la iglesia, pero se quedaba pequeño para albergar a los más de 12.000 asistentes, según cifras facilitadas por la organización. Y aquí es donde se halla, precisamente, otra de las innovaciones. Una nueva junta directiva, más joven, ha tomado el relevo. Presidida por Francisco Navarro Miñano y Adoración López Olmos ayer se estrenaron con éxito en la XXXI edición del Encuentro de Cuadrillas, celebrado en el bulevar que lleva nombre de uno de los mejores troveros que ha dado la tierra, Manuel Cárceles 'El Patiñero', y que está situado junto a su casa.

En esta ocasión tomaron parte siete cuadrillas: Raiguero de Totana, La Albatalía-Arboleja, Vélez Rubio (Almería), Patiño, Sangonera la Verde, Marina Cope (Águilas) y Aledo. Comenzaron la jornada con un chocolate caliente con churros, tocaron y cantaron en la puerta de la iglesia y durante la misa de aguilando oficiada por el párroco de Patiño, y a la que asistió el alcalde, José Ballesta y numerosos concejales de la Corporación municipal.

Uno de los momentos más emotivos fue la despedida de Joaquín Cervetto, que ha presentado las 30 ediciones precedentes del encuentro de cuadrillas, que cedió el testigo a Nazaret Navarro, de 7TV, que en su doble condición de patiñera e hija del presidente y de la vicepresidenta de la peña La Hijuela, unido a su profesionalidad ante las cámaras, se metió al público en el bolsillo durante la presentación de las cuadrillas participantes. Además, su hermana Patricia, de 17 años, es fiel ejemplo de que la costumbre de los trovos no va a desaparecer, ya que se atrevió con algunas rimas improvisadas respondiendo así a los trovos de Luis, guía del grupo de La Albatalía-La Arboleja.

Cada año, la peña La Hijuela entrega su insignia de oro a un personaje y este año recayó en el concejal de Promoción Económica y Cultura, Jesús Pacheco, como reconocimiento a su labor para fomentar las tradiciones y manifestaciones huertanas.

Música de guitarro

Tras los discursos, comenzó el encuentro en sí, con el canto de jotas, aguilandos, parrandas y malagueñas de las siete cuadrillas y donde no faltó el uso de algún instrumento típico de la huerta, como es el guitarro, que hacía sonar con maestría Manuel Astillero.

Entre quienes se arrancaron a bailar se hallaban el presidente de la Federación de Peñas Huertanas, Juan Pablo Hernández, y la Reina de la Huerta, Laura Navarro, de la peña El Pimiento, de Nonduermas, que reconocía que «no me importaría continuar un año más con el reinado».

Pendientes de la declaración de Interés Turístico Regional

Hace un año, el pedáneo de Patiño, Antonio Jiménez, registró la solicitud para que el Encuentro de Cuadrillas y las fiestas de 'La pelotas' sean declarados de Interés Turístico Regional. El presidente López Miras indica que solo queda que la peña La Hijuela presente la memoria para completar el expediente. Y recuerda que «esa declaración entra dentro de nuestro objetivo de legado vivo, que es la tradición, la gastronomía y el folclore. Queremos protegerlo y cuidarlo con paquetes turísticos para que quienes nos visitan no solo vayan a las playas sino a los municipios del interior a conocer el patrimonio y las fiestas populares».

Más

 

Fotos

Vídeos