https://static.laverdad.es/www/menu/img/lospiesenlatierra-desktop.jpg

Tres kilómetros de empalizadas para retener la arena en las dunas de La Llana

Gaviotas en una mota salinera. Al fondo, montañas de sal. / MARTÍNEZ BUESO
Gaviotas en una mota salinera. Al fondo, montañas de sal. / MARTÍNEZ BUESO

Medio Ambiente presenta el proyecto europeo que mejorará el espacio natural de las Salinas de San Pedro del Pinatar

Miguel Ángel Ruiz
MIGUEL ÁNGEL RUIZ

Buenas noticias -¡por fin!- para la gaviota de Audouin y el fartet, beneficiarios principales del proyecto europeo Life Salinas, que ayudará a mejorar la conservación de los espacios protegidos de las Salinas de San Pedro del Pinatar y el cordón de dunas de La Llana con un programa de actuaciones que se prolongará hasta 2022. Con un presupuesto de 1,8 millones de euros -cofinanciados por la UE-, se remodelará el circuito salinero, al norte del humedal, con la adecuación de 1.800 metros de nuevas motas -imprescindibles para la nidificación de las aves acuáticas- y se instalarán tres kilómetros de empalizadas para retener la arena en la playa que separa el Mediterráneo de las balsas salineras, entre otras intervenciones.

La empresa Salinera Española coordina un programa de restauración ambiental con el que se incrementará el espacio de nidificación de la gaviota de Audouin -que solo vive en la cuenca mediterránea- y de otras siete especies consideradas de especial importancia por la Unión Europea: la avoceta común, la cigüeñuela común, el chorlitejo patinegro, el charrán común, el charrancito común, el charrán patinegro y la pagaza piconegra. También se mejorará el hábitat del fartet, un pez minúsculo endémico del Mediterráneo español que se encuentra en peligro de extinción.

Life Salinas

Coordina
Salinera Española.
Socios
Dirección General de Medio Natural, Ayuntamiento de San Pedro del Pinatar, Universidad de Murcia, Asociación de Naturalistas del Sureste (ANSE) y Mae d'agua (consultora portuguesa especializada en medio ambiente).
Vigencia
2018-2022.
Presupuesto
1,8 millones.

La Dirección General de Medio Natural, el Ayuntamiento de San Pedro del Pinatar, la Universidad de Murcia, la consultora medioambiental portuguesa Mae d'agua y la Asociación de Naturalistas del Sureste (ANSE) son los socios de Salinera Española en esta ambiciosa iniciativa que desarrollará en la playa de La Llana una de sus actuaciones más llamativas: la instalación de un red de empalizadas que sumarán tres kilómetros de longitud, a lo largo de los primeros 470 metros de playa, para retener la arena y evitar la erosión en el cordón de dunas.

Estos captadores de arena, fabricados con brezo, se colocarán en perpendicular a la dirección del viento dominante sobre una superficie de unas dos hectáreas. Estos trabajos, que se ejecutarán entre noviembre de este año y finales de diciembre de 2020, protegerán este ecosistema de la pérdida de biodiversidad provocada por la visita de miles de turistas cada año y también evitarán que el agua del Mediterráneo invada los estanques salineros próximos en días de temporal.

La directora general de Medio Natural, Consuelo Rosauro, presentó ayer en Murcia este proyecto -que coordina Gustavo Ballesteros- durante una jornada informativa que contó con la presencia de los investigadores Dylana Kostovska, de la Fundación Búlgara de Biodiversidad, y del profesor de Geomorfología Costera de la Universidad del Ulster Derek Jackson. La primera expuso las medidas de conservación adoptadas en los últimos años en el lago costero salado de Atanasovo (Bulgaria), un espacio clave en la migración de aves; mientras que el segundo analizó algunas de las medidas que se están aplicando para combatir la erosión de los sistemas dunares en Irlanda del Norte.

Las zonas más sensibles del Parque Regional de Salinas y Arenales de San Pedro del Pinatar están cerradas a los visitantes: 500 hectáreas, de las 873 de este espacio protegido, las ocupan las motas y balsas salineras en las que crían numerosas especies de aves acuáticas y donde se desarrolla una actividad industrial que se ha demostrado compatible con especies tan amenazadas como la gaviota de Audouin.

Custodia de territorio a largo plazo

Salinera Española y la Asociación de Naturalistas del Sureste (ANSE) han firmado un convenio con una duración de 14 años para la conservación de la biodiversidad asociada a la explotación de las Salinas de San Pedro del Pinatar. Este espacio protegido alberga las principales colonias de nidificación de aves acuáticas de la Región de Murcia, además de hábitats dunares y saladares. La iniciativa se enmarca en el proyecto Life Salinas. Julio Fernández, director de Salinera Española, y Pedro García, director de ANSE, firmaron el pasado viernes un acuerdo de custodia de territorio que pretende garantizar el desarrollo de acciones de conservación de este espacio hasta el año 2033. Las acciones previstas para los próximos años son principalmente el control de especies exóticas invasoras en los espacios dunares y restauración de vegetación autóctona; desarrollo de actividades de educación ambiental, voluntariado ambiental y de conservación de la biodiversidad; evitar el establecimiento de colonias de gaviota patiamarilla en áreas de nidificación de especie amenazadas, debido a su tendencia depredadora; y actuaciones de protección de las dunas de La Llana frente a la erosión mediante el uso de arribazones de posidonia oceánica.