Los lácteos estrenan etiquetado con el país de origen

Una vaca de las que habitualmente se ordeñan para elaborar el queso de Gamonéu pasta junto al lago de la Ercina, en el Parque Nacional de los Picos de Europa. / Fotolia

Los productos podrán también informar de la región o comarca donde se ha ordeñado la leche con la que están elaborados

J. Luis Alvarez
J. LUIS ALVAREZMadrid

Todos los productos lácteos que se venden en España deberán indicar desde mañana martes el origen de la leche utilizada en su elaboración, según obliga el Real Decreto 1181/2018. Esta normativa afecta no solo a la leche, sino también al yogur, la nata, los lactosueros, la mantequilla, los quesos o el requesón, entre otros productos, según han explicado la Organización Interprofesional Láctea (Inlac).

De esta forma, los consumidores verán por primera vez en el etiquetado de estos productos tanto el país de origen en el que la leche ha sido ordeñada, como el país donde ha sido transformada. Se facilita así el derecho a la elección de compra de los consumidores, que demandaban conocer el origen de la leche, lo que, según Inlac, «es percibido como un atributo positivo asociado a su calidad».

La organización interprofesional destaca que la identificación del origen de la leche es «una medida muy esperada por el sector», porque dará información» relevante al consumidor, que ganará en tranquilidad sobre el origen del producto que está adquiriendo, y también tendrá ventajas para los productores e industria porque una mejor indicación de procedencia podría potenciar las ventas«.

Y es que, tal como insiste Inlac, el consumidor español prefiere adquirir leche de origen nacional, «pero hasta ahora no podía hacerlo porque esa información no figuraba en el etiquetado de leche, yogur o quesos, por ejemplo».

De todos modos, este martes no todos los productos lácteos o derivados tendrán ese etiquetado. El mismo Real Decreto que lo regula establece un período de transición, dado que todavía hay toneladas de productos embotellados, empaquetados o elaborados antes de la entrada efectiva de la normativa.

Toda la información

En virtud del Real Decreto, el etiquetado del producto tendrá que indicar el origen de la leche utilizada como ingrediente cuando represente un porcentaje superior al 50%, expresado en peso, respecto al total de ingredientes utilizados.

Nuevo etiquetado

Las etiquetas de estos productos tendrán que incluir el «País de ordeño: (lugar donde la leche ha sido ordeñada)» y el «País de transformación: (lugar donde la leche ha sido transformada)».

Si coincide el lugar de ordeño con el de transformación se indicará el lugar tras la mención «Origen de la leche: (lugar donde la leche ha sido ordeñada y transformada)». El lugar de ordeño y el lugar de transformación se indicarán mediante referencia a una de las zonas geográficas: Estado miembro o terceros países; o «UE» o «fuera de la UE» o «UE y fuera de la UE»; o «España», siempre que el país de ordeño o de transformación sea exclusivamente España, no pudiendo sustituirse por la expresión «UE».

Tanto si el etiquetado incluye la lista de ingredientes como si solo incluye la denominación del alimento, el origen tendrá caracteres del mismo tamaño y color de fuente que estas referencias. Los operadores de empresas alimentarias tendrán a partir de ahora la posibilidad de añadir también información más precisa del lugar de procedencia de la leche, si ésta procede enteramente del origen indicado, mediante la indicación del nombre de una región o territorio.