«El síndrome alcohólico fetal tiene asociadas unas 400 patologías»

Nati Ruiz. / Anfonso Durán / AG
Nati Ruiz. / Anfonso Durán / AG

Nati Ruiz, presidenta de ZERO SAF

ANTONIO GREGORIO

Nati Ruiz, junto a su pareja, adoptaron hace 17 años a una niña. Al principio todo fue bien, pero a partir de Primaria comenzó a tener problemas de aprendizaje. El primer diagnóstico fue de TDHA (trastorno de hiperactividad y déficit de atención). Al empezar la ESO las dificultades aumentaron trágicamente y a ellas se añadieron trastornos de conducta. Tras varios diagnósticos, Nati conoció a la asociación SAF GROUP, que lucha para dar visibilidad al síndrome de alcoholismo fetal, el trastorno que finalmente sufría su hija.

-¿Qué es el síndrome alcohólico fetal?

-Es más correcto hablar del trastorno de espectro alcohólico fetal (TEAF) ya que agrupa a un gran número de anomalías físicas, mentales, conductuales, cognitivas, de socialización y de aprendizaje que puede presentar una persona que ha sido expuesta al alcohol durante el embarazo. El SAF (síndrome de alcoholismo fetal) es el más grave e incluye ciertos rasgos faciales que se producen si la madre ha bebido entre los días 18 y 21 de la gestación.

-Por este motivo ha creado una asociación...

-Hemos creado una asociación con unas 50 familias de la Región, llamada ZERO SAF, para dar visibilidad a este trastorno y dar apoyo a padres y niños afectados. Este trastorno es conocido desde 1960, pero ha sido arrinconado. Según algunos médicos y profesionales en la materia, tendríamos entre un 2% y un 5% de afectados.

-¿Se centra en niños adoptados?

-Aunque la mayoría de las familias somos padres adoptivos, la asociación no se va a centrar en los adoptados. Es cierto que esos niños son un grupo de riesgo ya que se estima que hasta un 50% podría sufrir este trastorno. Pero los profesionales llevan unos años avisando del peligro del alcohol durante el embarazo y en la población española habría mucho SAF/TEAF encubierto y diagnosticado erróneamente de otros trastornos.

-¿Desde qué periodo de gestación puede tener influencia la ingesta de alcohol?

-El alcohol daña al feto desde el primer momento de la gestación. Atraviesa la placenta fácilmente y circula por la sangre fetal. Cuando entra en contacto con las células que se están formando las priva de oxigeno y las destruye. El órgano más susceptible de ser dañado y el más vulnerable es el cerebro.

-¿Qué dificultades pueden encontrar los niños con este trastorno a lo largo de su vida?

-La vida de estos niños es muy difícil y se asemeja a una carrera de obstáculos donde el fracaso, el rechazo y la frustración son una constante. El SAF/TEAF tiene asociadas más de 400 patologías.

-¿Hay tratamiento?

-Por desgracia este trastorno no tiene cura, es una lesión cerebral de por vida producida por el alcohol.

-¿Cómo se diagnostica?

-La dificultad que tenemos es que hay pocos profesionales que conocen el trastorno. Una de las funciones de nuestra asociación es exigir una formación para que puedan diagnosticar el trastorno. Lo primero y más importante sería saber si la madre ha bebido alcohol durante el embarazo y para eso debe decirlo...

-¿Puede ocurrir lo mismo con el consumo de otras drogas?

-Todas las drogas tienen un impacto negativo sobre el niño que va a nacer, pero el alcohol es una de las más peligrosas porque causa el abanico más grande de daños serios, es el que más afecta al cerebro del feto.