El temporal se lleva arena y provoca destrozos en las playas del Mar Menor

Varios turistas caminan por una playa de Santiago de la Ribera, ayer, donde varias sombrillas y tumbonas quedaron volcadas tras el temporal de lluvia y viento. / a. salas
Varios turistas caminan por una playa de Santiago de la Ribera, ayer, donde varias sombrillas y tumbonas quedaron volcadas tras el temporal de lluvia y viento. / a. salas

Los ayuntamientos evaluarán a partir de hoy los daños y pedirán autorización a Costas para proceder a arreglar los desperfectos

Alexia Salas
ALEXIA SALAS

El mantenimiento de las playas del Mar Menor se ha convertido en una traslación murciana del mito de Sísifo, castigado a subir una piedra a la cima de la montaña para dejarla rodar hacia abajo y repetir una y otra vez el absurdo proceso. Así ocurre varias veces al año con las playas artificiales que bordean la laguna salada. Con cada temporal, como el de esta Semana Santa, las orillas pierden su colchón de arena, que se difumina en la laguna -reduciendo cada vez más su profundidad-. Los ayuntamientos vuelven a remangar los primeros metros de mar con sus palas para rescatarla. Y, en numerosas ocasiones, ha hecho falta el aporte de arenas de otras playas, donde la naturaleza sí genera la arenisca que aprecian tanto los turistas.

Ha vuelto a pasar. Pasarelas rotas, señalética volcada y sombrillas derribadas son parte del paisaje de la costa del Mar Menor después de la tormenta del pasado fin de semana. Las calles se podrán limpiar de barro y ramas, pero las playas necesitarán un plan de recuperación, como el que sucede a cada temporal en el Mar Menor. Con la veda que el Comité Científico impuso a la regeneración de playas, para evitar un bucle interminable de relleno de arenas que termine por colapsar la laguna, los consistorios vuelven a pedir autorizaciones para dragar las orillas después de que se produzca cada tormenta.

Previsión para hoy

A falta de que los técnicos municipales empiecen hoy, lunes, a evaluar los daños provocados por el fuerte viento y las lluvias del pasado fin de semana, los responsables municipales ya temen que tendrán que invertir de nuevo en reponer equipamientos, como pasarelas, papeleras y señalética. «Es la pérdida de arena lo que más nos preocupa», explica el concejal de Turismo y Playas de San Javier, Antonio Martínez. «En previsión de condiciones meteorológicas adversas, hicimos labores de movimiento de arenas en las zonas de escorrentías pluviales, dejando canales de evacuación para aminorar la pérdida de arena, que aún así se ha producido y creemos que es importante», puntualiza el edil Martínez.

Los responsables locales de los municipios costeros ya temen que tendrán que invertir en equipamientos

Los habituales surcos que dejan las riadas en las playas evidencian esa determinación del agua por seguir su camino trazado hacia el mar una y otra vez. El Ayuntamiento de San Javier redactará y enviará a la Demarcación de Costas del Estado la memoria técnica con la valoración de los daños. «Acompañaremos la documentación con una convocatoria urgente de las instituciones y agentes que componen el grupo de trabajo de Batimetría y Sedimentación del Dominio Público Marítimo Terrestre», anuncia el concejal de Turismo. El edil espera que Costas conceda las autorizaciones necesarias para la actuación correctora en las playas, aunque se queja del «abandono absoluto» del Gobierno central en las pasadas acciones de regeneración de las playas en La Manga el pasado noviembre. «Las tuvo que costear y ejecutar en su totalidad el Ayuntamiento de San Javier con actuaciones puntuales de la Dirección General del Mar Menor», indica Martínez.

«A ver qué pasa»

En San Pedro del Pinatar, la pérdida de arena vuelve a ser el problema a la hora de preparar las playas para la llegada de los turistas madrugadores. «Seguramente, haya que hacer algún aporte, pero, hasta que no termine el temporal y tengamos una evaluación de daños completa, no sabremos las medidas necesarias para que las playas estén en perfecto estado, como se encontraban antes de la tormenta», explica la concejal de Turismo, Silvia Egea.

El Consistorio de San Javier enviará la memoria técnica con una valoración de los estragos de las lluvias

En Los Alcázares, será a partir de hoy cuando los responsables municipales evalúen las actuaciones que harán falta para reponer el borde arenoso en sus cinco kilómetros de playas. «Esto no ha terminado. De momento, hay que esperar a ver qué pasa», advierte la concejal de Turismo de Los Alcázares, Maite Olmos, sobre los últimos coletazos que ha dado el temporal de Semana Santa.

La Agencia Estatal de Meteorología (AEMET) prevé que persistan las lluvias hasta hoy, lunes, aunque baja la probabilidad a partir del mediodía. Ahora, los municipios de Mar Menor ponen toda su atención en la evaluación de daños para ver de qué manera se volverán a restituir las playas.