Encuentran distintas especies de corales de alto valor ecológico en los fondos marinos de la Región de Murcia

Corales amarillos encontrados en la campaña del LIFE INTEMARES en la Región de Murcia./Fundación Biodiversidad
Corales amarillos encontrados en la campaña del LIFE INTEMARES en la Región de Murcia. / Fundación Biodiversidad

Esta expedición también ha permitido mejorar el conocimiento sobre la evolución de la vida marina en el sureste español

LA VERDAD

Las profundidades marinas del sureste español albergan una gran riqueza en biodiversidad. Científicos del Instituto Español de Oceanografía (IEO) y de la Universidad de Alicante han hallado en la Región de Murcia y sur de Alicante distintas especies de corales de alto valor ecológico, en el marco de una campaña oceanográfica del proyecto LIFE INTEMARES que adelantó 'La Verdad' y que ha finalizado esta semana.

A bordo del buque Ángeles Alvariño, del Instituto Español de Oceanografía, los investigadores han explorado los fondos marinos de una zona de unos 2.300 km2, donde se encuentran los cañones submarinos del Escarpe de Mazarrón, y la montaña submarina Seco de Palos.

En esta área han localizado especies indicadoras de hábitats vulnerables situadas a una profundidad de entre 150 y 1.500 metros. La información recogida permitirá avanzar en el conocimiento de la zona para ampliar su protección y ser declarada en un futuro Lugar de Importancia Comunitaria (LIC) dentro de la Red Natura 2000.

Con esta campaña se ha constatado que este espacio es refugio de corales amarillos, corales bambú, una especie de coral negro (Leiopathes glaberrima) y varios corales blandos. También han confirmado la presencia de corales duros blancos, que se localizaron en la campaña geológica que se llevó a cabo en 2018.

Los investigadores también han encontrado grandes bivalvos boreales, como la ostra gigante Neopycnodonte zibrowii, en peligro de extinción y que sobrevive en escasos lugares del océano.

También han destacado el hallazgo de clavelinas de mar –equinodermos como las estrellas y erizos-, que están protegidas por la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO). Además, han observado otros invertebrados marinos vulnerables como esponjas y briozoos, organismos de apariencia similar a los corales.

Fósiles de periodos glaciares

Esta expedición también ha permitido mejorar el conocimiento sobre la evolución de la vida marina en el sureste español. Los científicos han encontrado fósiles de especies características de regiones subárticas que llegaron al Mediterráneo durante los periodos glaciares, como la almeja ciprina islandesa (Arctica islándica), el mejillón boreal (Modiolus modiolus), el pectínido o vieira Chlamys islándica, junto a vestigios de arrecifes de coral muy antiguos de Madrepora oculata y Lophelia pertusa.

Durante la campaña, el grupo de Geociencias Marinas del IEO ha estudiado la geología de la zona, dando continuidad a los trabajos realizados en la campaña de 2018, lo que permitirá continuar con el estudio de zonas con mayor probabilidad de albergar hábitats sensibles.

El equipo de investigadores que ha participado en esta campaña analizará en los próximos meses las muestras y datos recogidos en esta campaña, que se enmarca en la acción del proyecto destinada a mejorar el conocimiento para la declaración de nuevas áreas marinas protegidas dentro de la Red Natura 2000.