Todas las partes se ven las caras hoy a la búsqueda de soluciones

Alberto Gómez
ALBERTO GÓMEZ

Desde la Consejería de Familia no consideran oportuno que pase más tiempo sin ofrecer explicaciones ante el malestar palpable que existe entre los vecinos de Santa Cruz. Por eso, y tras la cita que no se llevó a cabo el miércoles, está convocada para las 12.00 horas de hoy una reunión en la sede del departamento autonómico.

A la cita asistirán el secretario de la Consejería, Manuel Marcos Sánchez; la directora general Miriam Pérez; técnicos del Gobierno regional; responsables de la Fundación Antonio Moreno; y una delegación de unas 6 u 8 personas que servirá para representar al movimiento vecinal que es contrario al centro de acogida de menores extranjeros.

También tiene previsto asistir el pedáneo, Pedro Sánchez. El encuentro debe servir para buscar soluciones. En la Consejería quieren trasladar un mensaje de tranquilidad y el discurso que empleen este mediodía sus responsables irá dirigido a apelar a la solidaridad de los vecinos. Consideran en Familia que la sociedad debe ser sensible con la situación por la que atraviesan estos menores, que están tutelados por el Ejecutivo autonómico.

Además, desde la Fundación Antonio Moreno defenderán su labor en la búsqueda de fomentar la integración de los menores atendidos. Por su parte, los vecinos parece que no se conformarán con nada que no sea el anuncio del cierre de las instalaciones, algo que parece bastante improbable. «Hablamos de menores que se encuentran lejos de sus casas y de sus familias, no de delincuentes», apuntaron ayer fuentes de la Consejería, un órgano desde el que confían en que «se aclare todo».