La nueva película de Luis Tosar se rodará en Murcia y Benín

La actriz Anna Castillo (cen.) y el actor Luis Tosar (der.) en el rodaje de la película 'Un mundo prohibido'./Telecinco Cinema
La actriz Anna Castillo (cen.) y el actor Luis Tosar (der.) en el rodaje de la película 'Un mundo prohibido'. / Telecinco Cinema

Salvador Calvo dirige'Un mundo prohibido', cinta sobre la inmigración en cuyo reparto figuran también Anna Castillo y Álvaro Cervantes

EFE

Los actores Luis Tosar, Anna Castillo, Álvaro Cervantes y Jesús Carroza encabezan el reparto de la película 'Un mundo prohibido', un drama sobre la inmigración que dirigirá Salvador Calvo y que se rodará durante siete semanas entre Benín y España, con localizaciones en Murcia y Madrid.

El filme reflejará «la realidad de dos mundos separados por una valla», tres historias entrelazadas que muestran el problema de la inmigración desde distintos puntos de vista, según explicaron los productores de la cinta (Telecinco e Ikiru Films) en una nota de prensa.

Calvo manifestó que la idea del filme surgió durante el rodaje de su anterior película, el drama histórico '1898. Los últimos de Filipinas', en Canarias, donde entró en contacto con personal de la Comisión Española de Ayuda al Refugiado (CEAR).

«Existen 258 millones de emigrantes en el planeta, unos 6.100 mueren cada año intentando alcanzar un mundo mejor, un mundo que les es prohibido. Con esta película pretendo acercar al público alguna de estas historias para poner cara, carne y nombre a este drama», señaló el director.

A ello se suma, añadió, su ilusión por rodar en África, un continente que admira y en el que periódicamente se refugia. «Allí encuentro vida en estado puro, belleza, naturaleza salvaje y una cierta inocencia olvidada ya en Occidente hace tiempo», aseguró.

Siete semanas de rodaje

El rodaje arrancó el 9 de febrero y se extenderá durante siete semanas, en las que el equipo de la cinta viajará a la Región para grabar algunas de las escenas del filme, que narra cómo un niño de seis años y su hermana mayor esperan para colarse en las bodegas de un avión con la intención de viajar a España. No demasiado lejos, un activista medioambiental contempla la terrible imagen de un elefante, muerto y sin colmillos, detalla el argumento de la película.