Los perros no son tontos

Estudiosos ingleses les niegan ahora el don de la inteligencia

García Martínez
GARCÍA MARTÍNEZ

También tiene mala pata que el Día Mundial de los Animales -que se celebró el jueves, festividad de San Francisco, que era hermano hasta del lobo feroz- coincidiera con la noticia de que los perros no son inteligentes. Diciendo tales cosas se atenta contra la estabilidad mental de estos animalicos. Porque, como no son de piedra, se sienten muy dolidos.

-No sé yo de dónde se han sacado eso. Mi perro mismo...

Pare un momento. Vamos a tratar el tema generalizando y, en cuanto que particularicemos, nos ocupamos de su perro. Al igual que el animal, también sus dueños se habrán quedado chafados. Porque hay chuchos a los que se les quiere como si fueran hijos.

La pretendida tontuciería perruna se basa en trabajos científicos o pseudocientíficos. En este caso, los realizados por las universidades de Exeter y Canterbury Christ Church. También puede ser que a estos sabios les haya mordido alguna vez un perro en la curcusilla y que su opinión, por tanto, esté viciada de origen. Yo no entiendo nada de perros. Tampoco tengo tratos con ellos. Pero cada vez que visito a una hermanica mía que tiene perro (uno pequeño y con los pelos engrifados), observo que me observa con mucha atención.

En cuanto que llego y me acomodo, el bicho se acerca mostrando verdadero contento. Se me queda mirando fijamente, como si me conociera de toda la vida y dijese: '¡Qué bien! Me da gusto que hayas venido a visitarnos'. No lo expresa con palabras, ni siquiera con ladridos, sino con la mera mirada. Si estamos tomando berberechos, espera pacientemente a que le pinche uno. Y si ve que me demoro, levanta la patita y me da golpecitos (suaves, por supuesto) en la pierna. Es como si me hablara, joder. Y pone una carica, el Pichi, que lo dice todo. Cuando me voy a marchar, me acompaña hasta la puerta. Lo mismo que mi hermana y mi cuñado, que son personas inteligentes.

Yo admito que estos señores de Exeter y de la Canterbury Christ Church sepan del tema más que nadie. Pero es intolerable que traten de tontos a los perros, solo porque se nieguen a ladrar en inglés.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos