Una década de respeto al planeta por tierra y aire

Conservar los suelos, no dejar huella, usar energía renovable y aprovechar el agua impulsan la actividad de FDS para no esquilmar los recursos

Pepa García
PEPA GARCÍA

Desde que hace 10 años José Luis Ros, José Antonio Cobacho, Emilio Ballester, Domingo Jiménez Beltrán, Benito Mercader y Eusebio Ramos presentaron en público la Fundación Desarrollo Sostenible (FDS), su objetivo ha sido demostrar a toda la sociedad que la sostenibilidad es posible.

Para ello, muchos han sido los proyectos que FDS ha puesto en marcha con la intención de promover la energía solar, reducir la huella de carbono, cultivar sin dañar el suelo y hacer un uso eficiente de los recursos. Generalizar el uso de la energía solar y facilitar su acceso a cualquier familia de la Región, al tiempo que se crean puestos de trabajo en empleos verdes, fue el objetivo de proyectos como Murcia Solar (2009), Informe Aremur (2012), Corta los Cables (2014) y África Solar, una iniciativa que transcendió las fronteras nacionales para llevar hasta el continente africano cocinas solares que disminuyeran las talas de bosques y los desplazamientos de millones de mujeres en la búsqueda de su madera.

Desde la FDS, sus patronos han contribuido a impulsar la formación con la elaboración de estudios y la organización de cursos que fomentaran un cambio estructural en el modelo productivo de espacios naturales protegidos y Red Natura 2000, con la sostenibilidad social, ambiental y económica por bandera. Así ocurrió con iniciativas como Espacios Protegidos Isem (2011), la gestión del Centro de El Valle (2013) y el programa de educación, agricultura y energías renovables Murcia Sostenible (2016) que ha implicado a la comunidad educativa y ha plagado de huertos ecológicos los colegios. Ahora, acaban de embarcar a 20.000 estudiantes y 600 profesores en la aventura Mi Cole Ahorra con Energía, que ya está dando sus frutos, y han conseguido que se conviertan en sus aliados los responsables municipales mediante la red de municipios por la sostenibilidad Ecomunicipios. Una plataforma que les está permitiendo ampliar el ámbito de influencia de Riega con el Sol (2015), una iniciativa a la que ya se han sumado regantes de toda la Región, quienes emplean la energía solar para bombear el riego de sus campos, disminuyendo su huella de carbono a la vez que reducen sus costes de producción.

Todo suma y sigue, consideran desde FDS, sabedores de que sus proyectos generan hábitos más respetuosos con nuestro entorno, pero también con las generaciones que vienen detrás y que merecen heredar un planeta en las mejores condiciones.

 

Fotos

Vídeos