El Ayuntamiento de Lorca envía los recibos del IBI con la bonificación del 50%

Fulgencio Gil. /Jaime Insa/ AGM
Fulgencio Gil. / Jaime Insa/ AGM

La medida quedó en suspenso cuando fueron rechazadas las cuentas del Estado y está pendiente de aprobación por parte del Gobierno de Sánchez

INMA RUIZ LORCA

El Ayuntamiento comenzará a emitir el lunes los recibos del Impuesto de Bienes Inmuebles (IBI) en su variante urbana con la bonificación del 50% prevista, pese a que la rebaja quedó en el aire por el fracaso de los Presupuestos Generales del Estado en el trámite parlamentario el pasado mes de febrero.

Sin embargo, el alcalde en funciones, Fulgencio Gil, anunció ayer que el impuesto se pone al cobro con la rebaja anunciada por el último Gobierno de Rajoy y que el Ejecutivo de Pedro Sánchez también se comprometió a mantener.

Las cifras

44.000
recibos de la contribución urbana se pondrán al cobro el lunes en periodo voluntario de pago
7,2
millones de euros de ahorro supondrá el descuento en la zona afectada por los terremotos

Gil lanzó un órdago al Gobierno para «cumplir un compromiso que tenía como alcalde con el pueblo de Lorca», pese a que el Ministerio correspondiente no ha certificado su respaldo a la medida. En cualquier caso la bonificación afectará a los propietarios de los inmuebles de la zona de máxima afección por los terremotos de 2011.

El Ayuntamiento emitirá unos 44.000 recibos, lo que supondrá un ahorro de 7,2 millones de euros para los contribuyentes lorquinos afectados por el IBI urbano.

Gil espera que el Gobierno central del PSOE «a lo largo del año cumpla su compromiso con Lorca y apruebe la bonificación». Ayer, en una comparecencia ante los medios de comunicación criticó que el Gabinete de Pedro Sánchez haya desoído su repetida petición de aprobar el descuento en el impuesto mediante un decreto. Gil dijo que el asunto debía haber sido abordado «en alguno de los viernes sociales» del Consejo de Ministros.

Insistió en que confía en que la Administración General del Estado reintegre los 7,5 millones de euros de la bonificación a las cuentas del Ayuntamiento durante lo que queda de año, para que ese dinero «se quede en el bolsillo de los lorquinos».

Hasta ahora los contribuyentes damnificados por los seísmos se han ahorrado 77 millones de euros en el recibo de la contribución tras los terremotos. Gil manifestó que «los lorquinos todavía estamos reconstruyendo nuestra ciudad, terminando la regeneración urbana y con edificios en reconstrucción, aún nos merecemos esta bonificación que estaba recogida en los presupuestos que aprobó el presidente Rajoy».

El IBI urbano será puesto al cobro en periodo voluntario desde el 3 de junio al 20 de noviembre. La fecha de cobro para los recibos domiciliados no acogidos al plan personalizado de pago de tributos se realizará en dos plazos, uno de ellos el 31 de julio y el segundo el 18 de octubre, para los inmuebles de naturaleza urbana ubicados en la zona de máxima afección de los terremotos.

Temas

Lorca, Ibi