La UE solo garantiza tres meses la conexión ferroviaria con el Reino Unido tras un 'Brexit' sin acuerdo

El tren de alta velocidad Eurostar que une Londres con París emerge del Eurotúnel. /Reuters
El tren de alta velocidad Eurostar que une Londres con París emerge del Eurotúnel. / Reuters

La medida aislaría las islas si Londres no incorpora soluciones de seguridad y operativas acordes con la legislación europea

Salvador Arroyo
SALVADOR ARROYOCorresponsal en Bruselas (Bélgica)

La Unión Europea (UE) ha lanzado este martes un nuevo plan de contingencia ante un 'Brexit' sin acuerdo que pone el foco en la infraestructura ferroviaria que une Reino Unido y Francia bajo el Canal de la Mancha. El Ejecutivo comunitario solo se compromete a prolongar 3 meses la validez de las autorizaciones de seguridad para ciertas partes del también conocido como Eurotúnel, de más de 50 kilómetros de longitud, de los que 39 son submarinos. Esto implica que el servicio, de hacerse efectiva la retirada británica el próximo 29 de marzo, se desarrollaría sin interrupciones hasta julio. Lo que suceda a partir de ese momento dependerá de las negociaciones entre Bruselas y Londres.

De hecho, el Ejecutivo comunitario emplaza a que durante esos «estrictamente tres meses» se «implementen soluciones a largo plazo en línea con la legislación de la UE». Reino Unido tendría, por tanto, que comprometerse a «mantener estándares de seguridad idénticos» a los que rigen en la Europa continental para «garantizar la protección de los pasajeros ferroviarios, la seguridad de los ciudadanos y evitar interrupciones importantes de las operaciones ferroviarias transfronterizas y los servicios de transporte» tras el divorcio.

Bruselas insta también a las empresas y las autoridades nacionales a seguir «tomando todas las medidas necesarias» para cumplir con las normas de la Unión Europea en lo relativo a licencias para operar los trenes, acceso al mercado, así como certificados de seguridad y otro tipo de autorizaciones que se requieren en el actual marco legal comunitario.

El periodo de transición que se plantea para evitar la interrupción inmediata de la comunicación ferroviaria es mucho más restrictivo que el que ha establecido la UE para otros medios de transporte con las islas. Es el caso del tráfico aéreo para el que ha abogado por aprobar un reglamento que garantice durante al menos doce meses conexiones sin problemas, además de extender nueve meses más la validez de determinadas licencias de seguridad de la aviación.

El plan de respuesta a un 'no deal' lanzado este martes buscaría no bajar drásticamente la barrera al tren de alta velocidad Eurostar, que cruza el túnel en apenas 35 minutos y que comunica con varios servicios diarios directos Londres con París, Bruselas y, más recientemente, Ámsterdam. Diez millones de pasajeros al año atraviesan el Eurotúnel por una red de vías que también utilizan lanzaderas para el transporte de vehículos y mercancías.

La UE insiste en que el objetivo continúa siendo la ratificación del Acuerdo de Retirada que Theresa May pactó con los jefes de Estado y de Gobierno de los Veintisiete el pasado noviembre y que fue tumbado en la Cámara de los Comunes en enero. El riesgo de un divorcio caótico es «cada vez mayor», se ha insistido desde entonces. En ese escenario no habría un período de transición y la legislación de la UE dejará de aplicarse en el Reino Unido a partir del 30 de marzo de 2019. Con acuerdo, por contra, la excisión no se haría efectiva hasta el 1 de enero de 2021, tras un periodo transitorio de 21 meses que, incluso, podría extenderse dos años más.