Los euroescépticos británicos cantan victoria

Nigel Faragel, en un vídeo en un acto político /
Nigel Faragel, en un vídeo en un acto político

"Quiero que Reino Unido deje la UE y que toda Europa deje la UE", ha asegurado Nigel Farage, lider del UKIP

AGENCIAS MADRID

El antieuropeo Partido de la Independencia del Reino Unido (UKIP) logró una clara victoria en las elecciones europeas, mientras los "tories" prácticamente empataron con los laboristas y los liberaldemócratas sufrían un batacazo.

Por primera vez desde 1906, el ganador de unas elecciones celebradas en todo el territorio nacional del Reino Unido no ha sido el Partido Conservador o el Partido Laborista. A las 00.30 GMT y a falta de atribuir 17 de los 73 escaños británicos, entre ellos ocho de Londres y seis de Escocia, UKIP, que tenía hasta ahora 13 eurodiputados, es el gran vencedor al obtener el 29% de los votos y al menos 22 eurodiputados. En segunda posición aparece por sorpresa, según estos resultados provisionales, el Partido Conservador de David Cameron.

el 25-m, EN EUROPA

Aunque pierde en porcentaje de apoyo y número de diputados, supera por escaso margen a los laboristas de Ed Miliband, a sólo un año de las elecciones generales de mayo de 2015.

Los "tories" de David Cameron lograrían al menos 16 eurodiputados y perderían cinco, con un respaldo del 24,19 por ciento, mientras los laboristas obtendrían 14 escaños, cinco más, y tendrían un 23,98 por ciento.

Los liberaldemócratas del viceprimer ministro, Nick Clegg, el más proeuropeo de los partidos británicos, logran de momento un único escaño y pierden ocho, con un porcentaje de voto de tan sólo el 6,9 por ciento, el más bajo de los últimos 25 años.

Los Verdes los superan con dos diputados y el 7,78 por ciento de los votos.

Finalmente el grupo nacionalista galés Plaid Cymru mantiene su eurodiputado mientras el ultraderechista British Nacional Party (BNP) pierde los dos eurodiputados que logró en 2009, ante el empuje de UKIP.

Unos 46 millones de británicos fueron llamados a las urnas el jueves pasado para elegir a sus 73 representantes de la Eurocámara, así como para unos comicios locales parciales en Inglaterra e Irlanda del Norte que dieron como ganador al Partido Laborista pero ya confirmaron el ascenso de UKIP.

La participación en el Reino Unido fue del 36 por ciento, muy por debajo del 43,11 por ciento de la Unión Europea, si bien por encima del 34,7 por ciento registrada en este país en 2009.