La Verdad

La plaza de toros de Sutullena ya tiene licencia para su reparación

La concejal de Urbanismo de Lorca anunciando la licencia.
La concejal de Urbanismo de Lorca anunciando la licencia. / Ayto.
  • La concejal de Urbanismo en el Ayuntamiento de Lorca, Satur Martínez, anuncia que el presupueso para la primera fase de las obras es de 540.560 euros aunque no hay plazo de ejecución por parte de los promotores

La concejal de Urbanismo en el Ayuntamiento de Lorca, Satur Martínez, anunció que el Consistorio concedió la licencia para la reparación de la plaza de toros de Sutullena, un inmueble cuya estructura y elementos constructivos resultaron afectados por los terremotos del año 2011 y las inundaciones de 2012.

La construcción de la plaza de toros de Sutullena data del año 1892. Se trata de un edificio que se encuentra incluido en el catálogo de bienes protegidos en el Plan General Municipal de Ordenación. El presupuesto señalado para la contratación material de la primera fase de estas obras es de 540.560 euros.

La parte original está modulada por unos machones. Entre los que se encuentran dos huecos con arcos rebajados de ladrillo que están totalmente cegados en planta baja (excepto donde se encuentran las entradas) y tienen una ventana sesgada en planta primera. Está enfoscada en color tierra con un zócalo en todo su perímetro de color gris y el cuerpo añadido tiene una estructura de metal y un panelado. La cubierta es de teja.

Martínez anticipó que los trabajos de reparación, para los que no se ha definido plazo de ejecución por parte de los promotores, podrán incluir la ejecución de obras que mejoren las condiciones funcionales del edificio, manteniendo la estructura exterior y el perfil creado de la plaza original.

En la parte añadida se podrán realizar aquellas intervenciones que no distorsionen el aspecto general del conjunto. El proyecto presentado corresponde a la fase I de las obras previstas para devolverle su funcionalidad.

De acuerdo con lo señalado por parte de los promotores de esta actuación, en una segunda fase se tiene previsto intervenir sobre las instalaciones y los acabados.