Un 'facilitador' para albergar a 'Josu Ternera' en París

Joinet (izquierda), durante un acto en la Asamblea Nacional francesa sobre la violencia en el País Vasco. /AFP
Joinet (izquierda), durante un acto en la Asamblea Nacional francesa sobre la violencia en el País Vasco. / AFP

Louis Joinet, exmagistrado y antiguo asesor de Mitterrand, se ha ofrecido a acoger en su casa al exjefe etarra

PAULA ROSASCorresponsal. París

«El problema del terrorismo no es cómo se entra, sino cómo se sale». Este es uno de los principios de la conocida como 'doctrina Mitterrand', formulada en los años 80 en Francia por Louis Joinet y con la que se impidió la extradición a Italia de decenas de miembros de las Brigadas Rojas italianas, incluso con delitos de sangre. Hoy, este antiguo magistrado, exconsejero del primer presidente socialista francés, se ha convertido en el principal aval de 'Josu Ternera' en Francia, hasta el punto de que los jueces del Tribunal de Apelaciones decidieron liberar esta semana al etarra, huido durante 17 años, entre otros motivos porque Joinet se había ofrecido a acogerlo en su casa del centro de París.

El periplo judicial de José Antonio Urrutikoetxea ha dado muchas vueltas en pocos días y finalmente permanecerá en prisión hasta que Francia tramite las órdenes de extradición que reclama España. Pero, ¿quién es este hombre dispuesto a acoger en su casa a un terrorista requerido por atentados tan graves como el de la casa cuartel de Zaragoza?

Covite le denunció ante la Audiencia Nacional por obstaculizar la detención de miembros de la banda

Louis Joinet ha conocido de cerca a ETA. Experto independiente del Comité de Derechos Humanos de la ONU, donde participó en la elaboración de la Convención contra las desapariciones forzadas, pertenece a esa generación de jueces franceses de izquierdas que dio el salto a la política con la llegada al poder de los socialistas en los años 80. Durante el mandato de François Mitterrand, fue consejero de sus cinco primeros ministros, y más tarde del propio presidente. Desde ese palco privilegiado, ejerció durante años de 'facilitador' de las negociaciones secretas con la banda terrorista en la década de los 80 y 90.

En su libro 'Mis razones de Estado: memorias de un enamorado de la justicia', relata cómo se cocinaban esos encuentros entre distintos dirigentes de la banda -unos encarcelados, otros libres pero en la clandestinidad-, paso previo a las negociaciones con el Gobierno español.

«Fuera del circuito»

Describe, por ejemplo, cómo las autoridades galas, en el más estricto secreto, aprovechaban el traslado de algún etarra preso en Francia para ponerlo «fuera de circuito» durante dos o tres días y poder llevarlo así a alguna casa aislada donde pudieran encontrarse con otros miembros furtivos de la banda.

Estas mismas confesiones, relatadas durante una entrevista con el diario 'Gara' en 2015, le han valido en España una denuncia, que fue admitida a trámite por la Audiencia Nacional, del colectivo de víctimas del terrorismo Covite. Joinet daba a entender que había obstaculizado la detención de miembros de ETA en la clandestinidad durante esos encuentros que él había facilitado: «Yo no sé lo que se decían entre ellos, sacaba a algunos de la cárcel, me las arreglaba para que no detuviesen a los que estaban en la clandestinidad».

Se ha manifestado en contra de la detención de etarras tras la declaración del fin de la lucha armada

El jurista, de 85 años, es conocido como el padre de los 'principios Joinet', la trilogía de la justicia transicional en el marco de procesos de paz: el derecho a saber, el derecho a la justicia y el derecho a la reparación. Joinet se dice, sin embargo, contrario a lo que denomina «integrismo legalista», y asegura que «la ley debe interpretarse para la paz y no para la represión». En este sentido, se ha manifestado en numerosas ocasiones en contra de la detención de etarras en Francia desde que la banda abandonara la lucha armada. Joiner también ha participado en los últimos años en diferentes actos organizados por los grupos afines a la izquierda abertzale que durante años trataron de impulsar un proceso de paz.

Más información: