Investigado un profesor de Lorca por presuntos abusos a tres niñas de cuatro años

Fachada del colegio. /P. Alonso / AGM
Fachada del colegio. / P. Alonso / AGM

Las alumnas, de Educación Infantil, han dejado de ir al centro tras las denuncias de sus familias. El caso «está ya en manos de la Justicia», informa la Consejería, que ha activado el protocolo previsto

INMA RUIZ y ÁNGEL ALONSOYecla Lorca

La Policía Nacional investiga a un profesor del colegio público Andrés García Soler tras las denuncias presentadas por tres familias de alumnos de Educación Infantil, de cuatro años de edad, por presuntos abusos sexuales. Los menores han dejado de acudir al centro.

Según informaron a 'La Verdad' fuentes cercanas al caso, la denuncia fue interpuesta la semana pasada, momento en el que la Consejería de Educación y el Ayuntamiento de Lorca activaron el protocolo para investigar los hechos. Las mismas fuentes señalaron que la investigación no está cerrada y que no se han producido detenciones.

La Consejería de Educación informó a 'La Verdad' de que a través del servicio de Inspección está en contacto directo con el equipo directivo del centro para ofrecerle el asesoramiento necesario. Se trata de un caso que «está ya en manos de la Justicia», por lo que la Consejería no confirmó ni desmintió ninguna información que «podría afectar a la actividad normal de los centros». La Comunidad Autónoma pidió «máxima prudencia y respeto ante estos supuestos casos y tranquilidad, ya que se toman todas las medidas indicadas por el poder judicial».

El director de un centro de Yecla también se enfrenta a acusaciones de tocamientos a estudiantes de Primaria

La Consejería señala que ambos casos están judicializados y pide «máxima prudencia y tranquilidad»

En el Altiplano

Por otra parte, la titular del juzgado número 1 de Yecla, que instruye un caso de presuntos tocamientos a menores por parte del director de un colegio de la localidad, ha decretado una orden de alejamiento para que el acusado no pueda acercarse a las víctimas a una distancia de 200 metros. En el auto, la juez establece el alejamiento en «cualquiera que sea el lugar en el que estas se encuentren, así como acercarse a sus domicilios o lugares de trabajo o estudios mientras estas se encuentren en su interior», según informó ayer la Cadena Ser.

Los hechos fueron denunciados en octubre del pasado año por los padres de cuatro menores que cursaban 3º y 4º de Primaria en el centro escolar de Yecla. En la denuncia, se acusaba al profesor de realizar «tocamientos» a esas alumnas del centro. Algunas de ellas se han cambiado de centro educativo. En el auto, los informes forenses practicados a las niñas consideran «veraz» el testimonio de las menores. Uno de los padres ha lamentado que las medidas dictadas por la juez lleguen a unos días de acabar el curso escolar, y ha denunciado la «inacción» de la Consejería de Educación en este caso.

Además del alejamiento físico del profesor, la titular número 1 del juzgado de Yecla prohíbe al investigado comunicarse «por cualquier medio de comunicación, o medio telemático o informático, contacto escrito o verbal».

Respaldo del profesorado

El asunto ha provocado durante meses conmoción en el centro educativo. Los compañeros del profesor han mostrado su apoyo mayoritario al docente, a la espera de que la investigación, ordenada por el juzgado de Yecla, aclare los hechos. Responsables de la Consejería de Educación estuvieron en Yecla días después de la denuncia para tratar personalmente el caso y hablar con el profesor investigado. Después de aquella reunión no se tomó ninguna medida cautelar por parte de los responsables de la Consejería, a la espera de la resolución del proceso de investigación abierto.

Fuentes de Educación han confirmado que la semana pasada llegó parte del auto de la juez, y aseguran que, cuando se complete el proceso, se van a adoptar «las medidas que solicite la Justicia». Tanto este caso como el de Lorca están judicializados, y la Consejería está a la espera de lo que dictaminen los jueces, por lo que pide «máxima prudencia» y respeto a la acción de la Justicia.

«La investigación sigue abierta»

La concejal de Educación del Ayuntamiento de Lorca, Antonia Navarro, aseguró este martes que «la investigación sigue abierta» y que «no es concluyente» y añadió que hay que dejar actuar a los Cuerpos y Fuerzas de Seguridad del Estado. Para la edil, se trata de «un tema muy grave tanto si es cierto como si no». Aseguró que, en caso de desestimarse los presuntos hechos, «estamos jugando con la vida de un profesional y de unos niños que pueden quedar marcados entre comillas». Navarro dice haberse puesto en contacto con la directora del colegio que activó su protocolo y ha seguido las indicaciones de la Policía Nacional.