La UMU presenta un proyecto para difundir y potenciar el arte rupestre

El investigador de la UMU Ignacio Martín Lerma explica a unos visitantes los trabajos de la Cueva del Arco, hace unos días. / PASCUAL GÓMEZ YUSTE
El investigador de la UMU Ignacio Martín Lerma explica a unos visitantes los trabajos de la Cueva del Arco, hace unos días. / PASCUAL GÓMEZ YUSTE

Los investigadores de Prehistoria elaboran una guía que permite visitar y conocer los rincones más emblemáticos del Cañón de Almadenes

ANTONIO GÓMEZ CIEZA

Investigadores del área de Prehistoria de la Universidad de Murcia (UMU) presentaron ayer un proyecto que pretende potenciar y difundir las pinturas paleolíticas y postpaleolíticas ubicadas en el entorno del Cañón de Almadenes, en Cieza, y que forman parte del Arte Rupestre del Arco Mediterráneo de la Península Ibérica, catalogado Patrimonio Mundial por la Unesco desde hace 20 años. Los resultados de este trabajo se presentaron en la Delegación del Gobierno y fueron expuestos por Joaquín Lomba, profesor de la Universidad de Murcia e investigador principal de esta investigación. Allí estuvieron presentes, además, el alcalde, Pascual Lucas; el delegado de Gobierno, Diego Conesa; y la vicerrectora de Estudios de la UMU, Sonia Madrid.

Durante tres años, y gracias a la financiación de la Secretaría de Estado de Cultura y a los fondos del Ayuntamiento, el grupo de investigación realizó un intenso trabajo que permitió elaborar una monografía de 400 páginas en la que se recoge toda la riqueza del arte rupestre del Cañón de Almadenes. También aparecen calcos de las 243 figuras que pueden encontrarse en las 22 cuevas, además de los abrigos explorados por los arqueólogos, «un 25% de ellos desconocidos hasta la realización de este proyecto», destacó Lomba.

Los investigadores también diseñaron una guía senderista, «con la intención de que todas las personas que quieran visitar el entorno puedan hacerlo apreciando lo que pueden ver y también colaborando a su mantenimiento», expuso Lomba durante la presentación. De hecho, este itinerario incluye consejos sobre cómo visitar con mascotas las cuevas o cómo contemplar las pinturas acompañados de niños. «En esta guía, que incluye cinco rutas senderistas, están marcados los lugares visitables y se explica qué hay y cómo encontrarlo», apuntó Lomba.

El trabajo se completa con la señalización de las cuevas y abrigos de restos paleolíticos

Tanto la guía para senderistas como la monografía están a disposición del Ayuntamiento para su distribución, y en un futuro se podrá acceder a ellas en formato digital. Esta parte del proyecto se completa con unos cuadernos didácticos, con diez capítulos y 40 fichas, para divulgar el arte rupestre de Cieza. Solo estarán disponibles a través de internet. Además, todo el trabajo de investigación, catalogación y divulgación se completa con la señalización de las cuevas y abrigos con pinturas paleolíticas y postpaleolíticas.

Figuras grandes

La principal obra en este sentido fue la colocación de dos figuras gigantes de acero de cinco metros junto a la autovía Madrid-Cartagena, una en cada sentido. Se trata de dos figuras inspiradas en pinturas encontradas en Los Grajos y La Serreta. «Decidimos que una debería ser una representación femenina, ya que debía quedar clara la perspectiva de género en el estudio de la Prehistoria, porque siempre suelen reflejarse las figuras del arquero o el cazador cuando hablamos de esta época», apuntó Lomba. Añadió que estas cuevas eran de agricultores y «en esta actividad eran las mujeres las que tenían más protagonismo; creímos que debía verse reflejado». Las mismas figuras, pero más pequeñas, se colocaron en una redonda a la entrada de Cieza. Además, se señaló con cartelería cómo llegar a cada una de las cuevas y abrigos para atraer a los visitantes a conocer el patrimonio.

Los expertos han confeccionado una monografía que recoge los entresijos del patrimonio

La financiación para realizar todas estas acciones partió del concurso publicado por el Ministerio de Educación, Cultura y Deporte para ayudas a proyectos de conservación, protección y difusión de bienes declarados Patrimonio Mundial, en el que el proyecto presentado por el Ayuntamiento de Cieza obtuvo la tercera mayor asignación económica de las otorgadas, con 28.500 euros, a los que posteriormente se sumaron los 9.500 del Ayuntamiento.

El Área de Prehistoria de la Universidad de Murcia ha liderado el proyecto desde el inicio. Esta intervención estuvo muy marcada desde el principio por las consecuencias del incendio que en agosto de 2015 afectó al Cañón de Almadenes y que, pese a los temores iniciales, no dañó las pinturas.

 

Fotos

Vídeos