'Noche transfigurada' muestra en el Muram de Cartagena las últimas obras de Paco Ñíguez

Paco Ñíguez. / v. vicens / agm
Paco Ñíguez. / v. vicens / agm

Medio centenar de óleos del creador cartagenero integran la muestra, que podrá visitarse hasta mediados de marzo

LA VERDAD

El Museo Regional de Arte Moderno de Cartagena (Muram) acoge la exposición 'Noche transfigurada', del creador cartagenero Paco Ñíguez, que éste ha presentado junto a la consejera de Cultura, Miriam Guardiola. La muestra, integrada por cerca de medio centenar de óleos sobre tabla, lienzo y papel, nos permite, según Guardiola, «descubrir el trabajo reciente de uno de los artistas más personales de nuestra Región, creador de un onírico mundo propio en el que sumerge al espectador para hacerle partícipe de sus anhelos y obsesiones e invitarle a reflexionar sobre sus sensaciones y sentimientos».

En concreto, se muestran en el Muram un total de 44 obras, tratándose la mayoría de ellas, alrededor del 70%, de nuevas creaciones realizadas por el cartagenero durante los últimos dos años. A ellas se suman algunas de la última década que muestran la evolución experimentada por el artista.

Las producciones de Ñíguez se enmarcan dentro de una pintura metafísica contemporánea. Son obras que están llenas de elementos alejados de sus funciones habituales y que ahora aparecen impregnadas de un nuevo y mágico sentido. Personajes en aparente silencio, con actitudes reflexivas, y obras en las que usa imágenes que a veces contradicen la realidad visible y en las que rige la fantasía y la imaginación.

La consejera destaca «el gran protagonismo que los creadores de la Región tienen en el Muram de Cartagena, cuya programación cumple con uno de los principales objetivos marcados desde la Consejería de Cultura, y que no es otro que apoyar e impulsar el talento murciano y caminar de la mano de nuestros artistas para crear entre todos una cultura más cercana e inclusiva y una Región mejor».

Ñíguez coge el testigo de la también cartagenera Dora Catarineu, cuya exitosa exposición fue visitada en el Muram por más de 7.500 personas, y se suma a la que ahonda en la amistad entre Picasso y Cela, que fue ampliada también debido a su buena acogida. «Las cifras de visitantes demuestran que el Muram se está convirtiendo en un espacio de referencia dentro del arte contemporáneo en nuestro país gracias a una programación de calidad», asegura Guardiola.

 

Fotos

Vídeos