CRUJIENTE DE VERANO

Agua de tomate, berberechos y brócoli

Agua de tomate, berberechos y brócoli

Pachi Larrosa
PACHI LARROSA

Aperitivo. Es curiosa la evolución de esta palabra. Todavía en el siglo XVII no existía en el castellano con la acepción actual: «Bocado, comida ligera que se toma antes de las comidas principales para abrir el apetito». Lo que hasta entonces significaba era: «Una cosa que abre y limpia las vías», usado por los boticarios. Es fácil deducir la deriva metafórica que sufrió el contenido de 'aperitivo'. Pero es más, en la mayoría de los países occidentales, aperitivo se refiere a una bebida que se toma antes de las comidas... Salvo en España, que directamente significa la comida. ¡Cómo somos! Y de paso, el campo semántico se amplió a la hora del día y al acto social («la hora del aperitivo», «tomar el aperitivo»). Pues eso, a trabajar. Si usamos berberechos de lata, pues nada, pero si son frescos, que es lo ideal, deberemos tenerlos purgando en agua con sal al menos un par de horas para que suelten la tierra. Rallamos los tomates, ponemos el resultado en un colador metálico, apretando con cuidado pero firmemente con una cuchara sobre un bol para sacar un bonito líquido sonrosado. Sacamos ramitos muy pequeños de brócoli y los salteamos levemente en una sartén. Abrimos los berberechos al vapor, con el laurel y un poco de limón en el agua. En un recipiente ponemos un montoncito de brócoli; encima, unos berberechos y un par de hojitas de apio. Ponemos unas plumas de cebolleta y añadimos con cuidado el agua de tomate. Unos granos de sal, una cucharilla, y a gozar.

INGREDIENTES

4 tomates maduros.

1/kg de berberechos

1 ramo de brócoli.

1 cebolleta.

Aceite de oliva.

Sal.

1 limón.

Hojas de apio.

Agua.

1 hoja de laurel.

Temas

Verano

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos