Un médico salva la vida a un paciente administrándole 15 latas de cerveza

Un médico salva la vida a un paciente administrándole 15 latas de cerveza

Se las administraron a través de una sonda que colocaron al paciente

LA VERDAD

Dicen algunos muy afines al consumo de alcoholque la resaca del día después de la borrachera se cura bebiendo más alcohol. Aunque parezca un sinsentido los médicos de un hospital de Quang Tri (Vietnam) han demostrado que no es una idea tan descabellada.

El pasado día de Navidad, un vietnamita de 48 años fue trasladado al hospital porque había entrado en coma a causa de una grave intoxicación etílica. El hombre se debatía en esos momentos entre la vida y la muerte. Para evitar el peor de los desenlaces, los médicos decidieron administrarle quince latas de cerveza a través de una sonda nasogástrica, cinco litros en total.

En el organismo del paciente, Van Nhat, había restos de metanol, en una cantidad mil veces superior a la tolerable. Se trata de un compuesto alcohólico muy tóxico que el hígado, en tales cantidades, es incapaz de procesar. Aunque el metanol aparece de forma natural tras la fermentación de la cerveza, al igual que el etanol, los fabricantes aplican un proceso para eliminar el primero de estos. Esto no ocurre en el caso de las bebidas alcohólicas de elaboración casera, por lo que son muy peligrosas al afectar al sistema nervioso central, provocar ceguera o la muerte.

Cuando se ingiere metanol, una enzima lo convierte en formaldehído, un compuesto tóxico del que se deriva dióxido de carbono y ácido fórmico. Es este último el responsable de su toxicidad. Cuando los médicos le administraron cinco latas de cerveza obligaron al hígado a descomponer el etanol antes que el metanol al tiempo que este detuvo su transformación en ácido fórmico. De este modo, el metanol puedo ser eliminado gracias a una diálisis de urgencia.