Los marrajos apuran la decisión de sacar el Encuentro con lluvia casi asegurada

Reunión de la comisión técnica, ayer en la sede marraja. / P. SÁNCHEZ / AGM
Reunión de la comisión técnica, ayer en la sede marraja. / P. SÁNCHEZ / AGM

Si la Junta de Mesa decide hoy mantener los desfiles, todos sus integrantes estarán atentos a una eventual recogida de urgencia

Eduardo Ribelles
EDUARDO RIBELLES

Se avecinan tres días de lluvia intensa desde la madrugada de mañana, con plena incidencia sobre el Encuentro, con granizadas probables en la noche del Viernes Santo, que complicarán la procesión de la Santo Entierro. La Junta de Mesa de la Cofradía Marraja se reunirá hoy, a las siete de la tarde, para decidir si salen los desfiles. En caso afirmativo, todas las agrupaciones tendrán que echar la vista al cielo, tener preparados los plásticos para los tronos y actuar en cuanto oigan al hermano mayor, Francisco Pagán, ordenar la «recogida de urgencia» por los intercomunicadores.

Pagán presidió ayer la reunión de la comisión técnica convocada para el protocolo de actuación, en caso de que «la lluvia nos pille con la procesión del Encuentro en marcha, porque si la posibilidad de chubascos fuertes está confirmada al cien por cien, mañana por la tarde, la Junta de Mesa suspenderá la salida».

El protocolo abordado ayer pretende «reducir al mínimo los daños para el patrimonio de la Cofradía». En el caso de los tronos, los presidentes de las agrupaciones, tendrán que tener localizadas las fundas de plástico para cubrirlos y designar a quienes han de subirse a colocarlos, aunque la procesión siga su curso. Una vez dada la orden de «recogida de urgencia», lo primero será desconectar las baterías de la iluminación, ordenar que los tronos a ruedas sean empujados desde fuera y tomar los itinerarios alternativos hasta Santa María de Gracia. Los tercios podrán refugiarse por el camino, pero los portapasos de los tronos tienen órdenes muy estrictas.

La comisión técnica analizó una previsión que anuncia granizo para la procesión del Santo Entierro

Los del Medinaceli recibirán la instrucción de volver al Hospital de Marina, si la lluvia les pilla en el Campus de la Muralla. Si están en la calle San Diego o más adelante, deberá ir a Santa María por la calle San Miguel. Los del Jesús regresarán a la Pescadería, si les coge en Santa Lucía o en la Cuesta del Batel, y tendrán que acelerar para llegar a la Iglesia si han pasado del Puente de Mompeán. Si los chubascos comienzan en la Plaza de la Merced, la comisión de iglesia establecerá el orden de vuelta.

Si el regreso se complica, hay diez refugios alternativos a los que acudir, por cercanía: la Capilla Marraja (Santo Domingo), la Iglesia de los Padres Claretianos (calle Sagasta), la Casa del Niño, los garajes Huertas (calle Carmen) y Herma (Plaza Juan XXIII), el Patronato del Sagrado Corazón de Jesús (calle Saura), el Rectorado de la UPCT (calle San Diego), las Escuelas Graduadas (calle Gisbert), las cocheras de la Cruz Roja (calle Gisbert) y la Estación de Autobuses (Cuesta del Batel). Ante la posibilidad de que alguno sea impracticable, Pagán habló ayer con responsables de la Policía Local sobre otra solución de emergencia: entrar en el Edificio Administrativo San Miguel.

También la procesión del Santo Entierro, mañana por la noche, está en peligro. En este caso, la previsión no solo da lluvia sino también granizo. La decisión de salir la tomará la Junta de Mesa, hoy, aunque es posible que se demore a una nueva reunión mañana. Ayer ya se decidió que si hay que acortar la procesión se hará a la vuelta desde la calle Caridad, por Arco de la Caridad y Plaza de San Francisco, hasta la iglesia.

Cabildo de las Yemas

Para este jueves, la Cofradía Marraja ha organizado, a las 16.30 horas en el Nuevo Teatro Circo, el Cabildo de las Yemas. Se tratra del acto anual en el que hace balance del año, informa de los planes de futuro y entrega distinciones y honores. La alcaldesa, Ana Belén Castejón, ha sido invitada. A la conclusión, habrá una degustación de yemas.