Yana Zafiro: «Estoy en la doctrina de la dualidad»

Yana Zafiro, la última sensación independiente./ maría caparrós
Yana Zafiro, la última sensación independiente. / maría caparrós

La joven murciano-ucraniana, máximo exponente del pop contemporáneo, presenta su EP 'Mi perro se va a morir'

JAM ALBARRACÍN

Que la cantera musical murciana es extremadamente fértil es algo conocido, con un buen número de bandas y artistas bien ubicados en esa zona del indie más o menos comercial. Pero tampoco en el ámbito más subterráneo o underground dejan de surgir propuestas de notable interés, con nombres como Poolshake, Rey Lobo, Mavica, Marcelo Criminal o AA Mama. La última sorpresa responde al nombre de Yana Zafiro y, atención, porque la suya es una propuesta absolutamente contemporánea, con escaso parangón en nuestro país, y con un encanto muy especial: el que se infiere de la dualidad postadolescente. Por un lado, todo es nuevo y excitante; por otro, el mundo a menudo muestra su cara de hostilidad incomprensible. No sé si te amo, te odio o ambas cosas, pero no te entiendo. Yana -21 años, nacida en Ucrania y residente en Beniel- agarra esas sensaciones poderosas y las transforma en canciones de baja fidelidad que graba en su habitación con su móvil. O eso hacía hasta que se cruzó en su camino Mont Ventoux, el sello de Alondra Bentley, Pink Frost y Marem Ladson. El resultado es un EP de cuatro canciones -tres en inglés, una en español- de curioso título, 'Mi perro se va a morir'. Hace dos años no sabía tocar, hoy apunta alto. Esta noche actúa en directo en la Sala Musik. Le doy un toque.

Yana Zafiro

Cuándo
Viernes 10, a las 23.00 horas.
Dónde
Sala Musik.
Cuánto
5 euros.
Completa
Pájara Rey.

-La primera persona que me habló de Yana Zafiro fue Alondra Bentley («¡tienes que escucharla!», me insistió). Es bueno tener madrinas así, ¿no?

-Totalmente, conocerla me dio mucho amor y ternura. Creo que la sensación que tuve al verla conecta directamente con cómo es su música y, en concreto, su voz.

-¿Qué formación lleva en directo?

-La formación en sí comenzó por febrero, porque las canciones tenían que llevarse al directo de una manera dinámica o de alguna manera. Se decidió que el directo sería de cuatro: Adri con teclados y bajo, Jaime con guitarra, bajo y teclado, Cometa con Roland y yo, claro.

-'Mi perro se va a morir' alterna melodías lindas junto a un fondo inquietante. ¿Qué asuntos preocupan o interesan a una artista de 21 años como Yana Zafiro?

-La primera de todas es vaciarte, sacar todo lo que tienes dentro porque acumularlo es estancarlo. Pero creo que no es solo a los artistas de 21 años, sino a todos. Pero el caso de ser adolescente le da el toque de la realidad juvenil que tanto llama la atención. Planes macabros contra lo que no nos gusta, mezclados con la buena apariencia.

-Nació en Ucrania y vive en Murcia...

-Llegué a España con 7 años, con mis padres, a un pueblo de Murcia llamado Beniel y aquí estoy. No creo que me vaya de España, aunque nunca se sabe.

-¿Esta es su primera aventura en la música? ¿Llevaba tiempo tocando en casa?

-Comencé de pequeña en la Banda de Música de Beniel, tocando el saxofón tenor [ríe a carcajadas]. Este es mi primer proyecto personal y no llevo casi nada tocando la guitarra, pero con lo que sé por ahora me vale.

Lo-fi bedroom pop

En otra entrevista y ante la pregunta de cómo definiría su música, Yana responde: lo-fi bedroom pop. Esto es, pop de alcoba de baja fidelidad. Me parece una respuesta genial. Y muy acertada.

-¿Lo del lo-fi es una necesidad o un recurso artístico?

-Lo del lo-fi responde a mi forma de crear las canciones, con una grabadora de móvil y un teclado o una guitarra.

Sentido

-Las canciones del 'Mi perro se va a morir' son razonablemente diferentes entre sí, pero tienen en común una personalidad nada plana.

-Opino que las canciones no tienen por qué tener un sonido semejante porque así hace que pierdan peso y sentido. Cada una es individual y diferente a otra. Como las personas, aunque a veces se quieran.

-¿Se siente cercana a artistas de pop contemporáneo como Billie Eilish, Alice Merton o incluso Jessica Pratt?

-Billie Eilish me produce mucha curiosidad y sé que es una artistaza. En cuanto a Alice Merton, no me representa y Jessica Pratt flota en otra esfera que no sé si algún día podré alcanzar.

-Ya le andamos colocando el cartel de 'posible revelación' de la música independiente. ¿Le afecta?

-No creo, sigo haciendo las cosas como siempre. Bastante despistada y embobada.

Colectivo DERROTA

-Forma parte del Colectivo DERROTA. ¿En qué consiste y qué intenciones maneja este colectivo?

-Nuestro objetivo ahora mismo es crear eventos para que gente joven se dé a conocer en el espacio de la música urbana. Hace nada organizamos un festival y pudimos traer a artistas de Madrid y de Lisboa. Hay que añadir que en Murcia hay un movimiento urbano que poco a poco va tomando forma y eso anima bastante.

-¿El mundo le parece un lugar amable u hostil?

-Estoy en la doctrina de la dualidad. Todo cae por igual, tu percepción es la que lo distorsiona. Puedes observar algo puro y tacharlo de nocivo: el mundo no elige cómo ser.

Temas

Murcia