De profesión, 'influencer'

O cómo ganar mucha pasta a lo tonto, a lo tonto

García Martínez
GARCÍA MARTÍNEZ

Profesiones viejas hay muchas. Pero que sirvan para ganarse la vida, eso estaría ya por ver. Antes, un muchacho hacía una carrera universitaria y se colocaba enseguida. Los padres y las madres aconsejaban Universidad a sus nenes y a sus nenas.

-Oiga usted: ¿no se está pasando tres pueblos con lo de 'padres y madres', 'nenes y nenas', 'fulano y mengana'?

¡Pues no que no me estoy pasando! Acabamos de descubrir que, al igual que un Teruel tórrido, lo femenino existe. Lo mismo usted no está al loro. Pero la clase política sí que lo está. Y no olvida que, cuando aludes a Liborio, tienes que nombrar también a Liboria. Hay gente que no se entera, porque le ha tomado aversión al telediario.

Perdóneseme este largo inciso, pero es que tenemos que perderle el miedo a lo femenino. Si, además de 'miembro', hay que decir 'miembra', pues se dice. Y Dios proveerá. No conozco a nadie que haya tenido que ir a Urgencias por eso. En cambio, con 'influencer' no hay ningún problema, pues carece de femenino, creo. También cabe que, por ser palabra tan moderna, ni siquiera tenga masculino que le ladre.

Decíamos que, antaño, los padres y madres que lograban que sus hijos estudiasen, tiraban cohetes. (De las hijas no hablo, porque las obligaban a 'sus labores'). 'Zagal licenciado, zagal colocado'. Pero eso se acabó. A cambio han surgido profesiones nuevas, como esta de 'influencer', con la que se puede ganar mucha pasta, dicen que sin mover el culo del asiento.

El 'influencer' es producto de las redes sociales. La cosa va de que, si esas redes te otorgan credibilidad (a través del internet, claro), las marcas comerciales harán lo que tú les digas para vender más. O, simplemente, se montarán encima de tu prestigio, con lo que tu único papel en la vida será ganarte seguidores. Antes se acudía a los viejos para obtener consejo. Hoy se usan para llevar a los nietos al cole. Quien dice lo que conviene hacer es el 'influencer'. Circulan tarjetas de visita donde ponía: 'Agente Comercial Colegiado' o 'Periodista', y ahora pone: 'Influencer'.

(Si no se me entiende, no será porque no lo he explicado manejando género y génera).