Caja Rural Central continúa con su plan de expansión en Caravaca

Oficina de CRC en Caravaca de la Cruz, en Gran Vía, 57. /CRC
Oficina de CRC en Caravaca de la Cruz, en Gran Vía, 57. / CRC

La entidad abre una nueva sucursal en el Noroeste y ya suma 78 oficinas repartidas entre la Región de Murcia y la provincia de Alicante

NE.Caravaca

Caja Rural Central (CRC) amplía su red de oficinas en la Región de Murcia con la apertura de una nueva sucursal en Caravaca de la Cruz, donde comenzará a prestar su servicio financiero integral y de calidad en el Noroeste. La entidad desarrolla la relación con sus clientes de una forma especial: personalizada, muy cercana y con una clara vocación de servicio al público, para satisfacer a todos sus clientes ya que ellos son lo más importante para CRC.

'Banca por vocación. Vecinos por definición'. Así define uno de sus eslóganes la ética de la entidad, que responde a cada cliente con un servicio integral para cubrir todas sus necesidades y, además, un trato personalizado para mantener una estrecha relación. De esta manera, el cliente tiene la tranquilidad y confianza de poder disfrutar de las ventajas que se ajustan a su perfil.

CRC es la única entidad financiera de orígenes alicantinos que persiste en las zonas de Alicante y Murcia, donde desarrolla su actividad a través de un renovado modelo de negocio extendido en su red de oficinas y cerca de quienes les importan: las personas. Se trata de una filosofía centrada en el asesoramiento y especialización en banca pyme y banca personal, con el fin de ofrecer un servicio óptimo, mejorar el diálogo financiero y experiencia de sus socios y clientes.

No deja de crecer

La nueva sucursal de CRC, ubicada en el número 57 de la Gran Vía de Caravaca, ha sido diseñada de acuerdo con los principios del nuevo modelo de oficina de la entidad, implantado ya en gran parte de la Región de Murcia y la provincia de Alicante.

El diseño de la oficina muestra la filosofía y los valores fundacionales (transparencia, compromiso...) de la entidad apoyándose mucho en el juego de colores verdes: el tono claro simboliza frescura, renovación, crecimiento, tranquilidad y esperanza, mientras que el oscuro guarda relación con la madurez y experiencia alcanzada por la entidad, durante sus 100 años de historia.

Dotada de nuevas tecnologías, cuenta con un enfoque multicanal para un acceso ágil a todos los servicios financieros que, junto a la alta especialización del equipo de profesionales de la oficina, formado por Mariano Álvarez, Antonia Fernández, Alfonso Pérez y el responsable de la zona, Ginés Argilés, prestará a todos los vecinos de Caravaca un servicio de calidad.

La elección de Caravaca como nuevo lugar de apertura se debe al importante papel de la ciudad en la industria y las empresas, cada vez más orientadas al turismo rural y religioso. Además, la entidad considera a la capital de la comarca del Noroeste como punto de partida para extender su red comercial por toda la comarca.

Una historia viva

El 6 de junio de 1919 Caja Rural Central celebró su centenario. Sus fundadores fueron un grupo de personas altruistas -mayoritariamente agricultores- agruparon a los gremios económicos para la defensa de los intereses comunes. En sus comienzos, la entidad contaba con un capital de 450 pesetas y a día de hoy trabaja mano a mano con más de 200.000 clientes y 45.000 socios cooperativistas de la Región de Murcia y la provincia de Alicante.

La entidad ha cumplido 100 años repletos de ilusión, trabajo duro, compromiso, integridad, amabilidad y respeto, inconformismo, sencillez y eficacia. CRC es vital en los territorios en los que se encuentra y desempeña un papel que otros agentes del sector financiero no han desarrollado con la misma intensidad que la entidad oriolana.

Más