El Ayuntamiento de Chiclana retirará las sillas atadas a los accesos a la playa

El ayuntamiento de Chiclana ha anunciado una medida sin precedentes para evitar que se sigan acumulando las mesas y sillas de playa en los accesos a la arena. Los veraneantes, que tienen que hacer un largo camino para llegar hasta la costa, los dejan ahí para no tener que cargarlos cada día. Una constumbre que ha creado montañas a los pies de la escalera, que además de poco estético incumple varias normativas: ocupan el espacio público de forma no permitida y está prohibido el acopio de materiales en la playa. Una medida que no todos los veraneantes comprenden, ya que aseguran que no moletan a nadie.