Los vecinos exigen que se talen los olmos de la avenida de Cartagena

Los bomberos retiran algunas ramas caídas por el viento. / a. a.
Los bomberos retiran algunas ramas caídas por el viento. / a. a.

«Aquí no se va a hacer nada hasta que le pase algo a alguien», lamentan los residentes

ÁNGEL ALONSO

«Aquí no se va a hacer nada hasta que le pase algo a alguien». Así se pronuncian los vecinos, que denuncian que los olmos que hay en la avenida de Cartagena «están secos y pueden terminar cayendo por su propio peso». Los yeclanos creen que se trata de un «evidente peligro», pero no pueden talarse sin la autorización de la Dirección General de Medio Ambiente. La petición para cortarlos ya fue solicitada hace unas semanas por los técnicos municipales, pero «la Consejería aún no ha dado autorización», explican desde el Consistorio.

El propio equipo de gobierno llevó a la junta de gobierno local otra petición más a la Administración regional para que se puedan talar cuanto antes, ya que son unos árboles protegidos y es imprescindible ese paso previo.

Técnicos de Medio Ambiente y el Seprona inspeccionaron los árboles para averiguar el motivo por el que se encuentran secos. Hace unos días, a consecuencia de las fuertes rachas de viento, los bomberos tuvieron que intervenir en la zona porque se cayeron a la acera ramas de grandes dimensiones de los olmos enfermos. No hubo que lamentar daños personales, pero la situación alertó de nuevo a los vecinos, que llevan tiempo reclamando al Consistorio yeclano una solución «antes de que ocurra una desgracia».

No hay que olvidar que los olmos, tanto los enfermos como los que no lo están, se encuentran en una zona muy próxima al colegio La Paz y diariamente son cientos de niños los que pasan andando por la zona.

Temas

Yecla

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos