La cantera del Cuchillo empezará a operar si Ortuño rechaza su compra

Marcos Ortuño. /LV
Marcos Ortuño. / LV

«Los responsables de la empresa promotora todavía no han acreditado que los terrenos sean de su propiedad», sostiene el alcalde

ÁNGEL ALONSO YECLA

El asunto de la posible explotación de una cantera en la Sierra del Cuchillo no parece estar resuelto. La empresa promotora, propietaria de la mayor finca de ese paraje, anuncia acciones legales contra el Ayuntamiento de Yecla por echarse atrás en la supuesta compra-venta de la finca, en la que se ubica la explotación minera, y por la impugnación ante los tribunales de la Declaración de Bien de Interés Cultura (BIC), concedida por la Consejería de Turismo y Cultura.

El motivo de la impugnación es la «absoluta arbitrariedad a la hora de considerar el paraje como sitio histórico», asegura el abogado de la firma, José Luis Mazón. Añade que «el alcalde, Marcos Ortuño, ha orquestado una maniobra para que prosperase la declaración de BIC con los propósitos de evitar la compra de la finca e impedir una prospección minera en la misma. Pero con el BIC no se ha resuelto el tema».

En este sentido, también comenta que va a pedir responsabilidades en los juzgados contra las personas que aprobaron el BIC, «por si ha habido resoluciones arbitrarias y si lo han hecho por compadreo». Para la empresa promotora, la declaración BIC no impide la actividad minera, ya que el radio de acción de la protección como BIC es de 500 metros alrededor de la cueva con hallazgos calcolíticos. Sin embargo, el lugar donde se sitúa la cantera se encuentra más alejado de ese radio, por lo que no habría impedimento para arrancar la cantera. Mazón explica que «el alcalde no ha compartido con los vecinos este importante argumento por sus intereses electorales».

La empresa, Término de Yecla SL, anuncia que va a ejercer todos sus derechos legales para llevar a cabo esos trabajos de prospección minera si el alcalde mantiene su rechazo a la compra de la finca, que la propia sociedad valora en 2.495.000 euros, con una extensión de 600 hectáreas. «Si a la firma se le paga el precio fijado, no tiene interés en seguir adelante. Ortuño ha engañado al pueblo y ha creado un problema para el futuro bastante gordo. Queremos que cumpla lo que se pactó», sostiene.

Por su parte, el alcalde confirma que «ha habido conversaciones con los responsables de la empresa promotora de la cantera hasta hace tres meses, pero se decidió no comprar la finca». La negativa se debió a que «no han acreditado que los terrenos sean suyos. No queda clara la propiedad de algo que consideramos que es del ayuntamiento». Ortuño dice que no hay valoración económica porque «no se llegó a ese paso» en la negociación. Y señala que hay un informe del arqueólogo Liborio Ruiz en el que expresa que allí hay valores a proteger.

Temas

Yecla