Los creadores piden más apoyo a la danza y al teatro

Apuestan por abrir un diálogo entre gestores, productores y artistas y denuncian el despilfarro anterior a la crisis

R. MARTÍNEZMURCIA.
Antonio Saura, Margarita Muñoz Zielinski, Paco Maciá, César Oliva y Vicenta Hellín, ayer, en el Museo Ramón Gaya de Murcia.:: Guillermo Carrión/AGM/
Antonio Saura, Margarita Muñoz Zielinski, Paco Maciá, César Oliva y Vicenta Hellín, ayer, en el Museo Ramón Gaya de Murcia.:: Guillermo Carrión/AGM

La Región tiene una gran cantera de actores, bailarines, directores... pero falta una estructura que dé salida a todos estos profesionales. Esa fue una de las conclusiones que pusieron ayer sobre la mesa distintos representantes del mundo de las artes escénicas durante el debate que, dedicado a la situación de la escena murciana, acogió ayer el Museo Ramón Gaya de Murcia dentro de su ciclo 'Los desayunos del Gaya'.

Al encuentro, moderado por el director del Teatro Circo Murcia (TCM), César Oliva, acudieron Antonio Saura, director de la compañía Alquibla Teatro; Vicenta Hellín, de Arena Teatro; la profesora de danza y crítica de 'La Verdad' Margarita Muñoz Zielinski; y el director de La Ferroviaria, Paco Maciá; quienes coincidieron en la necesidad de «abrir un diálogo entre gestores, productores y profesionales» acerca del futuro del sector.

El primero en tomar la palabra fue Oliva, quien hizo un recorrido por la evolución del teatro en la Región desde los años sesenta -«cuando era una actividad puramente 'amateur'»- a la actualidad, en la que se ha alcanzado la profesionalización. En este punto Oliva destacó la contribución de la Escuela Superior de Arte Dramático (ESAD) a la formación de jóvenes actores y directores, pero también aludió a los problemas por los que atraviesa el sector y puso como ejemplo la disminución de la actividad cultural en Ceutí, «un importante centro de difusión cuyo potencial -dijo Oliva- ha disminuido la crisis», responsable también de que «hayan cerrado muchas empresas».

En su intervención, Saura -cuya compañía, Alquibla Teatro, celebra este año su 30 aniversario- lamentó que «haya desaparecido la red regional de teatros públicos», así como las ayudas a la producción y la distribución. Saura hizo hincapié en que durante los años previos al descalabro económico «se destinó mucho dinero pero se invirtió muy mal y no se sentaron bien las estructuras». Con él coincidió Vicenta Hellín, quien apostó por exigir responsabilidades, «también a nosotros mismos», reconoció. «No se puede permitir que haya teatros vacíos y sin programación pero que exista una persona responsable de esos centros que esté cobrando», indicó.

Por su parte, Margarita Muñoz Zielinski lamentó que, en el caso de la danza, en la Región la profesión no haya alcanzado el reconocimiento que merece y que «todavía no hayamos conseguido implantar el Grado Superior». Muñoz también criticó que, aunque «tenemos un ciclo de danza, las obras que se programan carecen de la calidad suficiente». Cerró el debate Paco Maciá, responsable de la Ferroviaria, señalando las diferencias exitentes entre la Región y otras comunidades como Cataluña, donde la actividad goza de más salud y mayor apoyo «pese a estar a solo 40 minutos en avión». No obstante, Maciá animó a los futuros productores a apostar por sus ideas y crear un sello personal como una forma de hacerse un hueco dentro del sector. Los creadores defendieron la necesidad de un equilibrio entre las inquietudes artísticas y el mercado, además de la coproducción y el apoyo de las instituciones como forma de afrontar el futuro.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos