Los administradores de fincas podrán resolver conflictos vecinales a través de la mediación

LA VERDADMURCIA.

El Colegio Oficial de Administradores de Fincas de Murcia (Coafmu) ha firmado un convenio de colaboración con la mercantil Solvers, para que ésta actúe como centro de mediación comunitaria, lo que supondrá que, a partir de ahora, los posibles conflictos que surjan en las comunidades de vecinos de la Región de Murcia podrán ser resueltos a través de la mediación.

De esta manera, se podrá evitar tener que ir a juicio, «resultando ser esta alternativa una descarga de casos para los juzgados y todo ello con un coste del proceso mucho menor para el interesado».

Hasta ahora, la perspectiva jurídica para un conflicto vecinal era «muy complicada», dado que los presidentes de las comunidades de vecinos no tienen responsabilidad jurídica, con lo que éstos tienen que comparecer en juicio a título personal.

Sin embargo, gracias al convenio firmado entre Solvers y Coafmu, los administradores de fincas podrán ofrecer a sus comunidades administradas la posibilidad de hacer mediación cuando exista un conflicto vecinal, sin tener que llegar a juicio.

Entre los conflictos más habituales a resolver en las comunidades de vecinos están, entre otros, la morosidad, las filtraciones de agua, las obras particulares y las ocupaciones de espacios comunes, añaden las mismas fuentes.

Para intentar dar respuesta, los administradores de fincas han confiado en Solvers, empresa murciana especialista mediación, que trata de difundir la cultura mediadora en el Levante español, una práctica muy extendida en el mundo anglosajón y que consiste en un modelo de solución de conflictos mediante la intervención de un tercero imparcial, que ayudará a que las partes implicadas conozcan el origen de sus diferencias y puedan resolverlas.

Más impagos

La crisis, los desahucios y el derrumbe del sector de la construcción han colocado en una difícil situación a muchas comunidades de vecinos en la Región. Entre el 15% y el 20% de los propietarios son morosos, según los cálculos realizados por Juan Manuel Moreno, vicepresidente del Colegio de Administradores de Fincas, hace unos meses.

En el conjunto de España, en 2011 la deuda en las comunidades ascendió a 1.350 millones de euros. En la Región, la deuda no está cuantificada, aunque los administradores coinciden en que el porcentaje de vecinos que no abonan sus recibos ha aumentado en los últimos años.

Fotos

Vídeos