El senador canario Curbelo, a los policías: «Deseo que muráis de cáncer»

Rubalcaba y Valenciano creen que el comportamiento del socialista canario «avergüenza al PSOE»

R. C.MADRID.

Las diligencias policiales que recogieron la detención del senador canario del PSOE echan más leña al fuego a la polémica. Según informaron fuentes policiales, Casimiro Curbelo también agredió verbalmente a los agentes de Policía, a quienes se refirió en estos términos: «Os deseo que os muráis todos de cáncer. Sois unos borrachos hijos de puta. Estáis pagados por los putos fachas del Partido Popular. Soy senador y vosotros, más que policías sois unos terroristas».

Algunos trabajadores del bar donde se produjo el incidente identificaron una actitud «chulesca, agresiva y grosera» por parte del senador, quien actuó con total desprecio hacia las empleadas del local: «Yo me meo en las putas, yo no pago a las putas». Según el auto policial, Curbelo fue expulsado de una sauna de Madrid donde acudió junto a su hijo en la madrugada del pasado jueves por romper una mesa y una mampara. Los agentes de policia alegan «un evidente estado de embriaguez y dificultad en el habla». Mientras, el senador socialista aseguró el pasado viernes que las «tesis del erotismo y las saunas» son mentira.

La secretaria de Política Internacional del PSOE y coordinadora de la campaña electoral socialista para las próximas generales, Elena Valenciano, aseguró que Curbelo debería dimitir porque su comportamiento ha sido «lamentable» y avergüenza al PSOE.

En su cuenta de Twitter, Valenciano consideró «lamentable y vergonzoso» el comportamiento del senador Curbelo, que fue detenido la madrugada del pasado jueves en Madrid tras un altercado con la Policía. También el equipo de campaña de Alfredo Pérez Rubalcaba, en su Twitter, tachó como «lamentable» la conducta de Curbelo y aseguraba que «avergüenza» al partido.

Fotos

Vídeos