El escuadrón EVA 13 del Morrón borra su mito americano

Una de las primeras fotos de la base militar. / Ejército del aire
Una de las primeras fotos de la base militar. / Ejército del aire

El Ejército del Aire celebra hoy los 25 años de la llegada de la unidad militar

PACO ESPADAS

El escuadrón EVA 13 de Sierra Espuña, ubicado en el término municipal de Totana, celebra hoy sus 25 años, tratando de desligar el viejo mito de que la base militar estaba dirigida por el Ejército norteamericano. Y es que allá por el año 1979, en el entonces pequeño pueblo de Alhama, en la discoteca de moda -con el nombre de LM-, se veía por la barra a algunos forasteros con aspecto de no ser de estos lares. Uno de ellos se llamaba Willians K. Ruff, era un tipo de casi dos metros y con aspecto del mítico Dylan. En una de aquellas noches, donde el rock de la época era protagonista, sonó el tema 'More than feeling', del mítico grupo Boston. Aquello llamó la atención de Willians, que se convirtió en un asiduo del local e hizo que cada semana reclamará la misma canción.

Era uno de los americanos que en aquel tiempo se encontraban trabajando en el conocido como Morrón de Totana, en Sierra Espuña, en la instalación de sistemas de radar y que contaban sus experiencias a los lugareños: instalaciones militares para EE UU por todo el planeta, entre ellas la del Morrón de Espuña.

Han pasado 40 años desde entonces y aunque aquellos técnicos se marcharon, dejaron tras de sí las antenas que se divisan en lo alto de la sierra, como si se tratase de un hongo nacido a más de 1.500 metros de altura, que deja una imagen bucólica, con el blanco de la nieve, muchos inviernos. Una presencia que ha hecho que todavía hoy en día vecinos de las localidades del entorno de Sierra Espuña piensen que los americanos andan por las alturas serranas.

El alcalde entregará a los mandos de la base la distinción honorífica aprobada por el Pleno

Eso sí, aquella leyenda nada tiene que ver con la realidad, ya que se trata de una pequeña base del Ejército del Aire, que esta mañana, precisamente, a las 12 horas, celebra el cuarto de siglo de existencia del EVA 13. Un acto que preside el teniente general jefe del Mando Aéreo de Combate del Ejército del Aire, César Miguel Simón López. Se descubrirá un escudo del escuadrón y se obsequiará a cinco suboficiales 'fundadores' de la unidad, en agradecimiento por su servicio continuado.

El alcalde de Totana, Andrés García Cánovas, entregará también una distinción honorífica a los mandos de la base, tal como se aprobó por unanimidad en el Pleno. El acto finalizará con una demostración de la Patrulla Acrobática de Paracaidismo del Ejército del Aire y el homenaje a los que dieron su vida por España.

Exposición conmemorativa

«Me han llamado muchas cosas, pero nunca 'jefe de los americanos'», asegura con humor el comandante jefe del escuadrón de Vigilancia Aérea nº 13, Juan Carlos Giz Paz, en su visita a la exposición que se clausura hoy en la sala Gregorio Cebrián de Totana, por la que han pasado 2.000 visitantes. Con todo, «en Mula, su alcalde, Juan Jesús Moreno me inoculaba un virus de inquietud, cuando me comentó aquello de ¿entonces ustedes son los americanos?», reconoció Giz, recordando que le aseguró que en su localidad así estaba arraigado en la cultura popular.

Fue en 1994 cuando se creó esta base en las antiguas instalaciones del Ejército de Tierra, ya que en el año 1973, el entonces Icona (Instituto para la Conservación de la Naturaleza) autorizó al Ministerio del Ejército, hoy de Defensa, a la ocupación de la cima de Sierra Espuña para usos exclusivos de un centro táctico durante 99 años, una base militar equipada con un moderno radar.

Temas

Totana