El rector reprocha por «inoportuno» que se abra ahora un debate sobre la selectividad

Alumnos esperan para entrar a uno de los exámenes de la EBAU, en la Universidad de Murcia. / javier carrión / agm
Alumnos esperan para entrar a uno de los exámenes de la EBAU, en la Universidad de Murcia. / javier carrión / agm

«Es una falta de respeto y lo único que hace es inducir al nerviosismo» a los alumnos, subraya José Luján

EPMURCIA

El rector de la Universidad de Murcia (UMU), José Luján, advirtió ayer de que el cuestionamiento general que se está haciendo de la Evaluación del Bachillerato para el Acceso a la Universidad (EBAU) «es inoportuno, una falta de respeto y lo único que hace es introducir nerviosismo» a los estudiantes que se examinan y a sus familias. «El momento es absolutamente inoportuno por parte de quienes han contribuido a poner sobre la mesa este asunto; si hay que analizarlo o no convendría hacerlo en otro momento para respetar al máximo a los estudiantes», señaló Luján.

A su juicio, «al poner esto sobre la mesa estamos haciendo un muy flaco favor a todo el mundo». Por ello, el rector reclamó que se haga un estudio «serio y riguroso» por si «hay alguna duda al respecto, pero que no se digan estas cosas».

Con estas declaraciones, Luján se refería a la polémica por las supuestas diferencias en el nivel de las pruebas de selectividad en las distintas comunidades autónomas. El director general de Universidades del Gobierno regional, Juan Monzó, se mostró el martes partidario de implantar un examen común para toda España, dado que hay distrito único para el acceso a la universidad. Sin embargo, el rector de la UMU considera que en las diferencias entre las calificaciones influyen factores como el nivel económico y sociocultural, y destacó que las notas de los estudiantes que aspiran a titulaciones sociosanitarias son «altas» en Murcia. El origen de la polémica, explicó, «viene de un estudio de una profesora de Estadística de la Universidad de Valladolid que, como mínimo, tiene dos años».

«No entiendo por qué sale ahora, con ocasión de la EBAU 2019, y quienes lo han puesto encima de la mesa en este momento respetan poco la calma de quienes afrontan esta prueba», criticó. En concreto, y según el rector, el estudio lo realizó esta profesora porque «el mejor amigo de su hijo quiere estudiar Medicina en la Universidad de Valladolid y queda fuera al no tener nota suficiente, y en Valladolid están entrando notas superiores que vienen de Galicia, con lo que la profesora hace un estudio estadístico y dice que las notas de los estudiantes de Castilla y León son inferiores a las de otras comunidades».

Diferencias socioeconómicas

Esto, manifestó Luján, «puede deberse a muchas razones, pero hay que estudiarlas de manera seria y rigurosa, cuando la profesora anula cualquier valor a su estudio al comparar esas notas con el informe PISA disponible, de 2015». Las diferencias entre las EBAU «se producen por razones socioeconómicas y es lo que habría que estudiar», insistió.

Por otro lado, el rector subrayó que las pruebas, que comenzaron el martes para casi 7.000 estudiantes de toda la Región, han transcurrido hasta el momento con «total normalidad».

Quejas por la dificultad del examen de Matemáticas II

El examen de Matemáticas II, celebrado ayer, generó quejas en las redes sociales por su dificultad, como ya ha ocurrido en Valencia, Andalucía y Asturias, entre otras comunidades. El coordinador de las pruebas de la EBAU, Joaquín Lomba, confirmó que la UMU ha recibido varios correos electrónicos de protesta, y así lo ratificó el presidente de la Asociación de Directivos de Centros Públicos de Secundaria, Raimundo de los Reyes. Una alumna lanzó una petición en change.org para la repetición de la prueba, que a última hora de la tarde había sumado 250 firmas. Sin embargo, el coordinador del examen de Matemáticas II negó que hubiese enunciados confusos y subrayó que todas las preguntas obedecían a los contenidos establecidos. Además, explicó que todas las dudas sobre dichos enunciados fueron resueltas. Matemáticas II es uno de los exámenes a los que se presentan quienes aspiran a subir nota para poder entrar en carreras muy demandadas. Algunos de los estudiantes salieron llorando de la prueba ante su dificultad, tal y como denunciaron varios alumnos en las redes sociales.