Nuevas lagunas sobre la muerte de Natalie Wood

La actriz Natalie Wood. / Archivo/
La actriz Natalie Wood. / Archivo

La oficina forense de Los Ángeles modifica la causa del fallecimiento de la actriz de "accidental" a "indeterminada"

COLPISA LOS ÁNGELES

El misterioso ahogamiento hace más de 30 años de la actriz Natalie Wood es fuente de nuevos interrogantes, después de que la oficina forense de Los Ángeles haya divulgado un informe en el que modifica la causa de muerte de "accidental" a "indeterminada".

El informe, elaborado tras la reapertura del caso en noviembre de 2011, deja preguntas sin resolver sobre el papel que jugaron el marido, Robert Wagner, y el actor Christopher Walken, durante la fatídica noche.

La estrella de 'West Side Story' y 'Rebelde sin causa' murió el 29 de noviembre de 1981, después de una noche de copas en un yate en el que estaba con Wagner y Walken cerca de la isla Santa Catalina, al suroeste de Los Ángeles.

Hematomas y rasguños

En su informe de junio pasado, pero divulgado este lunes, los forenses destacan que la actriz tenía hematomas y rasguños frescos en el brazo, la muñeca y el cuello, que probablemente habían ocurrido antes de caer en el Pacífico, donde se ahogó. "Con la presencia de hematomas frescos en las extremidades superiores del brazo derecho y el área de la muñeca, y un pequeño rasguño en el cuello, este médico forense no excluye que un mecanismo no-accidental haya causado tales heridas", señala el informe.

La versión que se manejaba hasta el momento era que, tras una discusión con su marido, Wood huyó en el bote salvavidas, del cual cayó y se ahogó. El informe, en cambio, "no puede excluir un ingreso no volitivo al agua" y concluye que las numerosas preguntas sin contestar determinan que la "causa de muerte se califique como indeterminada".

Fuentes de la oficina del alguacil de Los Ángeles han señalado al diario local 'Los Angeles Times' que el caso aún está lejos de ser clasificado como un homicidio. Cuando en una conferencia de prensa se le preguntó al respecto, el portavoz del alguacil, Steve Whitmore, solo dijo: "Esta es una investigación en curso".

La reapertura del caso llegó por cortesía del capitán del yate 'Splendour', Dennis Davern, quien coescribió un libro con Marti Rulli, donde afirma que la pareja discutió antes de la desaparición de la actriz. También señala que Wagner demoró la búsqueda de Wood cuando descubrió que no estaba en el yate.