«Decir que en el mundo de la televisión está todo inventado es de gandules»

El periodista regresa Telecinco con 'La noria', un magacín de actualidad que sustituye desde el sábado a 'Dolce Vita'

A Jordi González no hay formato que se le resista. En los más de veinticinco años que lleva en la radio y la televisión, el periodista catalán ha hecho debates, realities y revistas noctámbulas rosas. Amigo de correr riesgos profesionales, este defensor de la telerrealidad regresa a Telecinco con un ambicioso proyecto, La noria, que sustituirá a Dolce Vita el sábado por la noche y que incluirá reportajes de actualidad, debates y entrevistas.

-Su entusiasmo, cada vez que emprende un nuevo trabajo, es envidiable.

-Cuando la cadena me habló de este programa, pensé que me hacían un regalo. Ha hecho que me vuelva a ilusionar.

-No es fácil llenar cinco horas en directo.

-Estoy acostumbrado a los programas largos. La noria estará en función de la actualidad.

-Dicho así parece una especie de cajón de sastre.

-Funcionará con los temas que durante la semana han tenido protagonismo. Haremos hincapié en el ámbito político y social.

-Si tuviera que ponerle una etiqueta al espacio. ¿Cuál sería?

-La de magacín de actualidad. Lo novedosa es la forma en la que lo vamos a hacer, en la que diferenciaremos muy bien entre información y opinión.

-Otra de las piezas fundamentales de La noria es la entrevista a personajes que hayan estado en boca de todos durante la semana.

-Sí, los entrevistados serán de rabiosa actualidad y de cualquier ámbito.

-Dígame algún nombre.

-Hemos invitado a José María Aznar, a María Teresa Fernández de la Vega, a José María García

-Por lo que cuenta, la intención de La noria es aparcar un poco la crónica social.

-Es una apuesta de Telecinco. Terminó un ciclo cuando suprimió A tu lado y ahora Sábado Dolce Vita. Aquí dominará más la información social que la sentimental.

-Además, repasarán, año por año, los acontecimientos más importantes entre las décadas de los 60 y los 90.

-Es un guiño a la memoria colectiva. Nos apuntamos a esa corriente retro que estamos viviendo, en la que echamos la vista atrás para entender mejor el presente.

-Estará acompañado por colaboradores fijos, entre ocho y diez. ¿Puede adelantar algún nombre?

- No, porque los contratos se están cerrando. Se filtró un nombre y se abortó la operación.

-Siempre se dice que cuesta mucho que lo nuevo se haga un hueco en la parrilla.

-Así es. No sé cómo se recibirá, espero que la audiencia valore el riesgo.

-Y eso que dicen que en la tele está todo inventado.

-Decir que en la tele está todo inventado es de gandules.

-Con La noria puede quitarse la espinita de Díselo a Jordi, que no consiguió cuajar.

-Sí que funcionó. Ocurrió como con las películas del fin de semana, que tampoco obtienen grandes audiencias. Pero no hablaría de ese espacio, porque ya es pasado.

-Entonces, volvamos al presente. ¿Con qué Jordi González se encontrará el público que suba a La noria?

-Con el más honesto posible, seguro.