El PSOE de Puerto Lumbreras pide al Ayuntamiento que se persone en el 'caso Auditorio' como perjudicado

Un vecino de Puerto Lumbreras pasea ante el Auditorio inacabado. /PACO ALONSO / AGM
Un vecino de Puerto Lumbreras pasea ante el Auditorio inacabado. / PACO ALONSO / AGM

El portavoz García Miravete presenta una moción para que se reclamen en la vista oral los 2,2 millones de euros que se habrían dejado de invertir en las obras del centro cultural

Ricardo Fernández
RICARDO FERNÁNDEZ

La conclusión de las diligencias del 'caso Auditorio' por parte del juzgado instructor y la formulación de los escritos de acusación por parte del Ministerio Fiscal y del PSOE y Podemos, en los que se reclaman penas de prisión y de inhabilitación contra el exalcalde de Puerto Lumbreras y expresidente regional, Pedro Antonio Sánchez, ha llevado al portavoz socialista en el Consistorio Lumbrerense, José Manuel García Miravete, a reclamar que el municipio se persone en estas diligencias en calidad de perjudicado. El objetivo de esa moción es que los vecinos de la localidad puedan exigir la recuperación del dinero público que supuestamente se desvió de la construcción del Teatro-Auditorio, mediante una supuesta doble contabilización de algunos gastos, y que se ha cuantificado en unos dos millones de euros.

En la iniciativa del PSOE local se resalta que, una vez que las diligencias han superado en los últimos años el filtro de la Fiscalía, el juzgado instructor, el Tribunal Superior de Justicia y la Audiencia Provincial, que ha avalado con sus resoluciones la investigación realizada, hasta conducir el asunto a la fase de juicio oral, es el momento de que «el Ayuntamiento retome la senda de la defensa del interés general» y, en concreto, de que se persone en las diligencias para tratar de recuperar el dinero público, «buscando así un desenlace mínimamente digno a un Teatro-Auditorio que, de lo contrario, quedará por muchos años como monumento a todo lo que no se debe hacer desde lo público».

El portavoz socialista finaliza su moción recordando que la propia Fiscalía ha instado a dar la oportunidad al Consistorio de personarse como perjudicado y, a modo de colofón, afirma que «Puerto Lumbreras debe tener el Teatro-Auditorio que contrató y pagó en su totalidad. La empresa constructora debería terminar las obras sin que esto supusiera ningún pago adicional a los lumbrerenses. De lo contrario, el Ayuntamiento debe recibir como perjudicado la cantidad que se estipule como responsabilidad civil y que la Fiscalía ya ha cuantíficado (en 2,2 millones de euros)».