La feria de Mula estará una tarde sin música ni destellos para que los autistas puedan ir a las atracciones

José Luis Piñero
JOSÉ LUIS PIÑEROMula

El próximo 24 de septiembre, de 19 a 21 horas y coincidiendo con las actividades infantiles en el recinto municipal, la feria apagará la música, las luces se quedarán fijas y se ralentizarán las atracciones. De esta manera, el Ayuntamiento muleño quiere «integrar a niñas y niños, e incluso a personas adultas, con autismo, para que puedan acudir durante un día a disfrutar de las atracciones con total tranquilidad».

La edil Alejandra Martínez afirma que «el objetivo es conseguir un municipio más accesible. Para ello, fomentaremos la supresión de barreras invisibles, con el fin de conseguir que más personas puedan tener momentos de ocio».