Detienen a tres miembros de un clan familiar que dirigían un punto de venta de droga en Archena

Algunas de las drogas y utensilios incautados por la Guarcia Civil en el punto de venta desarticulado en Archena. / Guardia CIvil

En el domicilio fueron incautadas 21 dosis de cocaína, 80 gramos de marihuana, 20 gramos de polen de hachís, dinero en efectivo, balanzas de precisión, documentación y material informático

EPMurcia

La Guardia Civil de la Región de Murcia desarrolló la operación 'SOFT', una investigación enmarcada en los servicios de prevención y persecución del tráfico de drogas, que se saldó con la desarticulación de un punto de venta de droga al menudeo en el municipio de Archena y con la detención de tres personas, miembros de un clan familiar, como presuntas autoras de delito de tráfico de droga.

En el domicilio fueron incautadas 21 dosis de cocaína, 80 gramos de marihuana, 20 gramos de polen de hachís, dinero en efectivo, balanzas de precisión, documentación y material informático, según informaron fuentes de la Benemérita en un comunicado.

La investigación se inició el pasado mes de noviembre, cuando la Benemérita tuvo conocimiento del habitual consumo de sustancias estupefacientes en un céntrico barrio del municipio de Archena.

Frecuentes visitas de consumidores de droga a la vivienda

La Guardia Civil dispuso una serie de vigilancias y dispositivos de prevención de la seguridad ciudadana que, mantenidos en el tiempo, permitieron constatar el continuo trasiego de personas -habituales consumidores de sustancias estupefacientes- en un domicilio de la citada barriada.

Personas ajenas al inmueble llegaban hasta la portería, llamaban al interfono para identificarse y subían al inmueble, del que salían pasados breves minutos. Además, uno de los moradores de la vivienda, en ocasiones, se asomaba al balcón que daba a la fachada principal del edificio, para comprobar la identidad de la persona que pretendía subir al piso.

La Benemérita averiguó que en la vivienda residían los tres miembros de una familia -padres e hijo- que, además, poseían antecedentes por delitos de tráfico de droga.

Las labores de investigación permitieron determinar el modus operandi empleado por los moradores de la vivienda para suministrar la droga. Los 'clientes' acudían al domicilio generalmente caída la tarde y su presencia en la zona aumentaba durante los fines de semana.

Una vez obtenidos todos los indicios necesarios, la Guardia Civil llevó a cabo la fase de explotación de la operación en la que una veintena de agentes, previa autorización judicial, formaron parte del dispositivo policial de entrada y registro en el domicilio investigado.

El registro se saldó con la detención de los tres integrantes del grupo delictivo, así como con la incautación de 21 dosis de cocaína, 80 gramos de marihuana, 20 gramos de polen de hachís, dinero en efectivo, balanzas de precisión, documentación y material informático.

Organización criminal personalizada en la venta de droga

La investigación desarrollada permitió constatar que los ahora detenidos profesionalizaron su 'negocio', para lo que disponían de una habitación donde fueron halladas varias cajas con dosis preparadas de cocaína, hachís y cogollos de marihuana, libretas con anotaciones manuscritas con datos sobre las transacciones por la venta de droga, monedas y billetes de cambio, así como una balanza de precisión y utensilios para la dosificación de las sustancias estupefacientes.

Los arrestados, españoles de 51 y 23 años, vecinos de Archena y con antecedentes policiales, fueron puestos a disposición del Juzgado de Instrucción número 3 de Molina de Segura junto a la droga aprehendida, los efectos incautados y las diligencias instruidas. Uno de los detenidos ingresó en prisión preventiva.

 

Fotos

Vídeos