El alcalde de La Unión amonesta a una funcionaria por derivar quejas al Ayuntamiento

La trabajadora de Servicios Sociales colgó un letrero explicando que la baja de una compañera no había sido cubierta y no podían atender

P. S.

«Rogamos que en caso de tener quejas, las presenten en el Ayuntamiento, dado que desde este centro no podemos resolver esta situación. Gracias por entendernos». De esta forma concluye el texto del letrero que se puede leer estos días a la entrada de las dependencias de los Servicios Sociales del Ayuntamiento de La Unión, ubicadas en el antiguo matadero municipal. En el escrito, impreso en papel A4 apaisado con el escudo y la leyenda 'Ayuntamiento de La Unión' en su extremo superior izquierdo, se explica al usuario «de la zona de Nuria» que desde el 27 de septiembre esta se encuentra de baja, «sin sustitución».

Además, se lee que «se atendió puntualmente a sus usuarios durante 15 días» y que «en la actualidad no se la ha podido sustituir», motivo por el cual «su población no puede ser atendida». Un mensaje que, tras conocerse por el Gobierno local, no solo por la comunicación de un funcionario ajeno a los Servicios Sociales, sino por su difusión en redes sociales, ha provocado el rechazo del alcalde, Pedro López Milán. En declaraciones a esta redacción, señaló que «la responsable de Servicios Sociales colocó el letrero sin conocimiento de este alcalde y esto no puede ser así». López Milán no concretó si se va a iniciar alguna medida disciplinaria, pero sí aseguró que «se va a estudiar, y al menos será amonestada, porque ella no es quién para emitir ese mensaje, que, por otro lado, es absolutamente injusto con el esfuerzo que el Gobierno local está realizando toda la legislatura para ofrecer unos Servicios Sociales dotados con suficientes partidas económicas y solidarios con toda la población necesitada».

«Comprendo la presión»

López Milán dijo «comprender totalmente» la presión con la que trabajan estos funcionarios «por la cantidad usuarios y las circunstancias de la plantilla», pero remarcó que ello no justifica esta actuación. Lamentó que «se publique ese mensaje sin nuestro conocimiento y sin tener en cuenta los desvelos que tenemos por los Servicios Sociales».

El regidor explicó que la baja de la funcionaria aludida «está en procedimiento de cobertura, ya que, a su vez, ella sustituye a la titular de la plaza». En ese sentido, recordó que los procedimientos administrativos «no son todo lo rápidos que quisiéramos y, más teniendo presente la fiscalización sobre contratación de personal que impone el plan de ajuste del Ministerio de Hacienda». Mientras se cubre la plaza, pidió «la solidaridad de sus tres compañeros para sacar adelante el trabajo de atención a los usuarios».

Desde los Servicios Sociales del Ayuntamiento declinaron pronunciarse sobre el asunto.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos