El Vega Plaza quiere abrir seis de las doce salas de cine que cerraron en 2013

El espacio en el que se ubicaban las salas de cine permanece cerrado al público desde 2013. /J. L. V.
El espacio en el que se ubicaban las salas de cine permanece cerrado al público desde 2013. / J. L. V.

La empresa alicantina propietaria del centro comercial negocia con el Banco Santander, actual dueño de los espacios de proyecciones

Juan Luis Vivas
JUAN LUIS VIVASMolina de Segura

Los propietarios del centro comercial y de ocio Vega Plaza están negociando la adquisición de los locales que ocupaban las doce salas que cerraron hace cinco años con el fin de abrir seis de ellas. Las negociaciones para conseguir que en el municipio vuelvan a proyectarse películas en pantalla grande vienen de lejos y aún queda bastante camino que recorrer, ya que tendrán que alcanzar un acuerdo con Aliseda, la inmobiliaria vinculada al Banco Santander, que tiene la propiedad de estas salas, que a su vez también pasaron por las manos del Banco Popular.

Fuentes de la empresa propietaria, Áridos Los Tres Santos, confirman a 'La Verdad' que realizaron un estudio para abrir seis de las doce salas. Apuntan, asimismo, que hay productoras del sector interesadas en proyectar películas en Molina de Segura. Ahora bien, la firma con sede en Elche tendrá que seguir negociando porque, a fecha de hoy, no se ha alcanzado pacto alguno. En concreto, «no hay acuerdo con el precio de compra», apuntan desde la empresa ilicitana.

La propia alcaldesa, Esther Clavero, mantuvo la semana pasada una reunión con el director del centro comercial y de ocio. «Las negociaciones están muy avanzadas para que pueda ser una realidad, porque hay mucho interés por parte del equipo de gobierno y, por supuesto, de los propietarios del centro comercial», señaló la regidora. Además, adelantó que su apertura podría venir acompañada de otro proyecto «muy interesante para los niños y las familias, pero lo justo es que lo presenten los dueños del Vega Plaza cuando llegue el momento», según avanzó la regidora.

«Los contactos están muy avanzados», explica la alcaldesa tras reunirse con los dueños del centro La caída del número de espectadores y de los ingresos provocó en 2012 la suspensión de pagos

Caída de los espectadores

Molina de Segura se quedó sin cine en noviembre de 2013. Fue la crónica de un cierre anunciado. 'Capitán Phillips' fue la última película que se proyectó en una de las doce salas de los cines Vega Plaza que se abrieron a bombo y platillo en 2005. Estos espacios fueron perdiendo paulatinamente espectadores, entre otros motivos por la crisis y la competencia de las salas de los centros comerciales de Murcia capital.

La caída en el número de espectadores y, por tanto, de los ingresos, derivó en la suspensión de pagos, en julio de 2012. Tras más de un año en situación de concurso de acreedores, la sociedad empresarial propietaria de los Cines Vega Plaza no pudo presentar propuesta de convenio y el Juzgado de lo Mercantil ordenó su liquidación.

La empresa alcanzó en 2009 un volumen de negocio de 1,3 millones de euros, que se vio reducido en los años siguientes. Estos multicines contaban con doce salas de exhibición y fueron promovidos inicialmente por La Dehesa, que pretendía convertir el espacio en un referente del ocio en la Vega Media. Las salas de cine y el centro de negocios ubicado en la planta superior del centro comercial son los dos únicos inmuebles que, a fecha de hoy, no son propiedad de la empresa alicantina que gestiona Vega Plaza.

 

Fotos

Vídeos