Clavero avanza que «el cambio es imparable» tras ser investida alcaldesa de Molina de Segura con el apoyo de Podemos

Esther Clavero, con el bastón de mando. /J. L. VIVAS
Esther Clavero, con el bastón de mando. / J. L. VIVAS

Juan Luis Vivas
JUAN LUIS VIVAS

No hubo sorpresas y el pleno constitutivo de la nueva Corporación molinense se desarrolló sin sobresaltos. Con el voto del concejal de Podemos Equo, Mariano Vicente, la socialista Esther Clavero fue investida alcaldesa de Molina de Segura con mayoría absoluta. La reelegida regidora obtuvo 13 votos frente a los siete de José Angel Alfonso (PP), tres de Maria Dolores García (Cs) y dos de Antonio Martínez (Vox). Sobre las 11.30 de la mañana ya se había desvelado el resultado de la votación y la regidora socialista recibía el bastón de mando y los aplausos del público congregado en el Teatro Villa de Molina, con más de la mitad de su aforo.

«El cambio es imparable y ahora será más rápido», remarcó en su posterior discurso. Agradeció al concejal de Podemos su apoyo y tendió la mano al resto de partidos de la oposición. «Nos espera un tiempo no exento de diferencias, pero también un tiempo para construir juntos con el deseo de que prime el interés general», subrayó.

Clavero enumeró los principales retos que tiene por delante Molina de Segura. «Somos uno de los municipios más jóvenes de la Región de Murcia y es fundamental que reforcemos nuestros lazos con la universidad para hacer de Molina una ciudad universitaria», comentó.

El Gobierno regional también tuvo su dedicatoria especial. «Se abre un nuevo tiempo en el que no podemos permitir que la Comunidad Autónoma siga asfixiando a los municipios, por lo que el Gobierno regional debe cumplir sus compromisos con Molina», indicó.

Antes de su intervención, Clavero tomó posesión de su puesto como presidenta de la Corporación y cedió la palabra a cada uno de los portavoces políticos. El portavoz del PP, José Ángel Alfonso, felicitó al PSOE y a Clavero por los resultados de las últimas elecciones municipales. Pidió a la regidora que gobierne para todos y «ello se demuestra aplicando políticas no ideológicas, sino vecinales». Si es así, «le adelanto que podrá contar con los siete concejales del Partido Popular en esta legislatura», terminó diciendo.

«Estoy segura que todos remaremos a la par para no defraudar a nuestros conciudadanos», resaltó María Dolores García, la nueva portavoz de Ciudadanos, quien previamente felicitó a Clavero por su investidura. Con alusiones literarias a Alejandro Dumas y a Antonio Machado, García apeló, entre otras cosas, a la responsabilidad. «No es fácil ser responsable y máxime cuando el gran hermano nos vigila, ese gran hermano del que habló George Orwell en 1984 y que son los ciudadanos de nuestra localidad», remarcó.

El portavoz de Vox, Antonio Martínez, aprovechó su intervención para resumir parte del ideario político de su formación política. Entre otros fundamentos, enumeró «el fin de las subvenciones a colectivos ideológicos radicales, la protección de víctimas de cualquier tipo de violencia ocurrida en el seno de la familia y el control del gasto para poder bajar los impuestos». Y aprovechó para recordar «el repunte en más de un 38% de los delitos cometidos en Molina en el primer trimestre del año».

Por su parte, el único concejal de Podemos, Mariano Vicente, tomó la palabra «desde esta modestísima posición que ocupo en la Corporación». Avanzó su declaración de intenciones en cuestiones en las que trabajará como concejal del Gobierno municipal. «El río que yo no conocí, la huerta que me alimentó, la cultura que se me legó y los paisajes que crearon en mí la conciencia de pertenecer a este lugar», indicó.

En la nueva Corporación hay diecinueve concejales distintos con respecto a la legislatura anterior. En el caso del PSOE corrió la lista hasta el puesto trece, tomando posesión Sandra Díez en lugar de Manuela Zamora, que ocupaba el número once. La renovación también trae consigo un rejuvenecimiento de la Corporación, tras la salida de veteranos ediles como Estanislao Vidal, Antonio López o Pedro González. La edil con más edad ahora es la socialista Julia Fernández, mientras que la más joven es la popular Carmen María Muñoz.

Una vez que se sabe quién es la alcaldesa de Molina y a falta del reparto de carteras, así queda la lista de concejales del Ayuntamiento.