El Consistorio de Molina de Segura suscribe un convenio para colaborar con Jesús Abandonado

El gobierno local destina 6.500 euros para ampliar el número de comidas y cenas a desfavorecidos

J. L. VIVAS

El Ayuntamiento y la Fundación Jesús Abandonado suscribieron esta semana un convenio de colaboración para la atención a personas que se encuentran en situación de exclusión social. «El objetivo del proyecto es prestar apoyo económico a una entidad social que desarrolla un proyecto de actuaciones relativos a mejorar la calidad de vida de estos vecinos y que son derivados por los técnicos de la Concejalía de Bienestar Social por estar en situación de vulnerabilidad social», indicó el concejal de Bienestar Social, Ángel Navarro.

A través de este convenio, dotado con una subvención municipal de 6.500 euros, se amplía el número de comidas y cenas que se ofrecen anualmente a personas que no tienen recursos para cubrir alimentación básica, y se facilita el acceso de la población del municipio, que es derivada a la entidad para que sea atendida y se le presten los recursos de alojamiento, comidas o cualquier otro lo antes posible.

La Fundación Patronato Jesús Abandonado atiende a personas en situación de exclusión social, sin techo, sin recursos económicos y en soledad, mayores de 18 años. El número de personas atendidas en 2018 en sus diferentes servicios fue de 2.213. Del total, la entidad prestó atención, durante el año 2018, a 35 usuarios pertenecientes al municipio de Molina de Segura, la mayoría de ellos hombres.