El Ayuntamiento de Molina instalará sistemas de ayuda para sordos en algunos edificios públicos

Juan Luis Vivas
JUAN LUIS VIVAS

El Ayuntamiento quiere eliminar las barreras que tienen las personas con problemas de audición a la hora de facilitar los procesos de comunicación e información. El Pleno ya aprobó en julio, por unanimidad, una moción de Ganar Molina en la que se acordó la inclusión en la normativa municipal y en los pliegos de condiciones de futuras contrataciones la legislación vigente que regula la acústica en las edificaciones públicas, así como en futuras reformas de las ya existentes.

El concejal de Movilidad y portavoz de Ganar Molina, Antonio López, afirma que «la idea es instalar bucles inductivos en determinados espacios de edificios de titularidad municipal, como es el caso de la propia Casa Consistorial». Añade que «también se pondrán en marcha en inmuebles de titularidad privada de interés social, como cines, centros comerciales y grandes superficies».

López indica que la instalación de estos sistemas de audiofrecuencia en edificaciones y espacios abiertos «contribuirá a hacer más accesible la comunicación a las personas que hacen uso de prótesis auditivas, ya que estas podrán conectarse a las diferentes megafonías por vía inalámbrica». Por su parte, la concejal de Salud Pública, Esther Sánchez, asegura que el Consistorio firmará un convenio con la Universidad de Murcia (UMU) para cumplir los acuerdos incluidos en la referida moción.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos