Más de 330.000 euros de ayudas de urgente necesidad para 629 familias

El Ayuntamiento tramitó el año pasado 1.355 expedientes, de los que 1.188 recibieron el visto bueno

Juan Luis Vivas
JUAN LUIS VIVAS

El Ayuntamiento tramitó el pasado año 1.355 expedientes por ayudas de urgente necesidad social (AUN) y ayudas de apoyo a la infancia, de los que finalmente fueron aprobados 1.188. Todos ellos representaron un importe de 330.429 euros que han beneficiado a 629 familias, según informó el concejal de Bienestar Social, Ángel Navarro García.

La partida de ayuda a la alimentación, con 130.615 euros, fue la más elevada, seguida del alquiler (80.875 euros), libros y material escolar (47.717 euros), suministro eléctrico (31.109 euros), bonobús (2.000 euros) y farmacia (1.719 euros). «A otros supuestos se destinaron 36.392 euros», puntualizó Navarro García.

Navarro hizo hincapié en que «las Ayudas de Urgente Necesidad Social son aportaciones económicas con carácter puntual o periodicidad limitada, destinadas a paliar situaciones de emergencia social, prevenir casos de exclusión social y favorecer la plena integración social de los sectores de población que carecen de recursos económicos propios, para la atención de sus necesidades básicas».

Por otro lado, las Ayudas Económicas de Apoyo a la Infancia están dirigidas a apoyar a familias con menores a cargo, con el objeto de atender las necesidades sociales de carácter imprescindible y de primera necesidad de esos menores.

Conscientes de la dificultad

Los criterios establecidos para la prestación de estas ayudas aparecen recogidos en dos ordenanzas municipales de octubre de 2017. «Anteriormente, la tramitación de los expedientes estaba expuesta a la arbitrariedad, generando atenciones desiguales», aseguró el concejal de Bienestar Social.

Navarro explicó, asimismo, que «la Concejalía de Bienestar Social es consciente de las situaciones de dificultad que atraviesan determinados ciudadanos de Molina de Segura. Entre las actuaciones está procurar solventar las problemáticas que presenta este sector de la población molinense y evitar las posibles situaciones de exclusión social a las que se exponen».

Cada uno de los expedientes son tramitados y valorados por los técnicos de la Concejalía de Bienestar Social, «siguiendo en todos los casos los criterios establecidos para ello en las dos ordenanzas municipales mencionadas», informan desde el Ayuntamiento. Las solicitudes pueden presentarse en los centros municipales descentralizados de La Cerámica, Las Balsas, San Roque, La Alcayna, Altorreal, El Llano de Molina, La Torrealta, La Ribera y El Fenazar.

 

Fotos

Vídeos