IU solicita que Servicios Sociales intervenga ante casos de vecinos conflictivos

I. R. LORCA.

El concejal de IU-Verdes, Pedro Sosa, denunció ayer el caso de tres vecinos del barrio de San Cristóbal que, con «su comportamiento poco cívico», están amedrentando a la población y generando un «clima de xenofobia en la zona». Se refirió al caso de un hombre, en frecuente estado de embriaguez, que micciona en la vía pública y ante menores de un colegio. El de otro hombre, al parecer con trastorno mental, «que se arroja a los coches» y que también suele ir bebido, y a un tercer varón que pide dinero con actitud amenazante a los viandantes.

Las actitudes «incívicas» y reiteradas de estos vecinos pueden dar lugar a «un accidente o a una desgracia irreparable» si los Servicios Sociales no intervienen, ya que aunque la Policía Local los ha arrestado en varias ocasiones, al tratarse de delitos menores, son puestos en libertad a las pocas horas y vuelven a reincidir. Sosa reclamó que se lleve a cabo una evaluación social dirigida a su «reinserción o a su ingreso en un centro para enfermos mentales».