Las obras del terremoto deberán estar acabadas antes del 31 de diciembre

Puente de la Torta, desde el cauce de la rambla de Tiata. / P. ALONSO / AGM
Puente de la Torta, desde el cauce de la rambla de Tiata. / P. ALONSO / AGM

El paso subterráneo de San Antonio, los tres tramos de la Ronda Central y la carretera al Castillo son los proyectos de mayor envergadura

PILAR WALS Lorca

La cuenta atrás se ha iniciado. Quedan poco más de once meses para que las obras del terremoto con cargo al préstamo del Banco Europeo de Inversiones (BEI) estén lo suficientemente avanzadas como para poder ser justificadas. Se inicia, por tanto, una contrarreloj que pondrá a prueba no solo a la administración regional, sino también a la local. Entre los principales proyectos que deberán impulsarse lo suficientemente como para que el grueso de las obras estén ejecutadas en ese plazo están los tres tramos de la Ronda Central de Evacuación.

Uno de ellos, el tercero, llevará consigo la solución al histórico Puente de la Torta. En las próximas semanas se pretende dar a conocer el proyecto, que determinará el modo en que la carretera salvará el monumento, el segundo construido con esas características en España. Los técnicos podrían haberse decantado por dejarlo en el lugar que ocupa y llevar la carretera bajo él, después de considerar incluso cambiarlo de lugar y darle tratamiento de escultura.

Pero los tres tramos de la Ronda Central de Evacuación no son las únicas obras que deberán estar concluidas antes de finales de año. El paso subterráneo de San Antonio también tendrá que estar avanzado antes de 2020, así como la regeneración urbana del barrio al que da nombre. A buen ritmo van las obras de la nueva carretera que conducirá al castillo y que evitará los cortes que se producían en la circunvalación de la alcazaba por los desprendimientos de la ladera. También están en la recta final las actuaciones para colocar un malla y evitar la caída de rocas en la zona más inmediata a la ermita de San Clemente. Desde hace semanas una gran grúa permite los trabajos de perforación en la roca, visibles desde el casco antiguo de la ciudad.

Plan director

El Plan director de recuperación del patrimonio tras los terremotos también entrará en los próximos meses en su fase final. El antiguo claustro de los Dominicos volverá a su lugar de origen después de haber sido retirado tras el seísmo por los daños que presentaba. El claustro de los carmelitas también avanza y se espera que en breve puedan iniciarse las obras de rehabilitación del Casino Artístico Literario. Este es quizás uno de los últimos monumentos que quedan por recuperar.

Hace unos días la Junta Local de Gobierno daba el visto bueno a la contratación de las obras para recuperar la antigua cárcel que podría acoger una hospedería. Pendiente están las capillas del Calvario, el Santuario Patronal y la finalización de las iglesias de Santa María y San Pedro.

Temas

Lorca