El nuevo acceso sur a la fortaleza de Lorca se abrirá al tráfico en dos semanas

Operarios con maquinaria pesada, durante las obras de asfaltado de la nueva carretera del Murviedro de acceso al castillo, ayer. / P. ALONSO / AGM
Operarios con maquinaria pesada, durante las obras de asfaltado de la nueva carretera del Murviedro de acceso al castillo, ayer. / P. ALONSO / AGM

La carretera, de doble sentido, mejorará la evacuación de la zona en caso de emergencia

INMA RUIZ

El tortuoso camino de tierra de acceso al castillo por la zona sur es historia. Se ha convertido en una carretera asfaltada de doble sentido que se abrirá al tráfico dentro de dos semanas. Este nuevo vial, que se llamará carretera del Murviedro, conecta de forma directa el barrio de San José con el paraje de Los Pilones, en la falda de la fortaleza. Se trata de un trayecto de poco más de 1,3 kilómetros que evita la vieja circunvalación del castillo y que garantiza un acceso más rápido y seguro al monumento y al Parador Nacional de Turismo. Su construcción ha costado 194.000 euros al Gobierno regional, que ha incluido esta vieja demanda de la ciudad en su plan global de mejora de accesos al castillo, en cuyas cuatro fases invertirá 1,2 millones de euros.

El director general de Carreteras, Francisco González, supervisó ayer la recta final de los trabajos, acompañado por el alcalde, Fulgencio Gil. Ambos coincidieron en subrayar que eliminará tráfico del centro de la ciudad y que será una carretera muy frecuentada por los turistas, que a partir de ahora tendrán más fácil llegar al monumento y al hotel.

Los principales geolocalizadores del mercado ya indicaban este acceso, hasta ahora de tierra, como el itinerario más recomendable para subir al recinto fortificado.

Carreteras también interviene estos días en la consolidación del macizo rocoso del castillo, sujetando con redes metálicas las zonas donde la roca se encuentra más suelta y puede provocar desprendimientos. Para ello se utiliza maquinaria pesada, cuyo trabajo «está siendo más lento» de lo esperado por las especiales dificultades que presenta el terreno, dijo el director general.

Muro de contención

En la colina ya ha concluido también la fijación del deslizamiento de tierra que se había detectado en la cara norte, cerca de una vivienda. Para ello, ha tenido que ser construido un muro de contención de roca hormigonada de 30 metros de longitud y el encauzado del arroyo en la parte este del corrimiento del terreno.

La Consejería de Fomento e Infraestructuras dará por concluida la operación de mejora de los accesos al castillo aplicando una nueva capa de asfalto a la carretera de circunvalación de la alcazaba. Esos últimos trabajos consistirán en el acondicionamiento del firme para adecuarlo «al volumen de tráfico que soporta en la actualidad», señaló González. También se realizarán mejoras de las señalizaciones y el drenaje de la vía.

Temas

Lorca
 

Fotos

Vídeos