Fulgencio Gil: «Estamos en el momento más importante de la historia de Lorca»

Fulgencio Gil contempla una panorámica de la ciudad desde el recinto del castillo. / Paco Alonso / AGM
Fulgencio Gil contempla una panorámica de la ciudad desde el recinto del castillo. / Paco Alonso / AGM

El alcalde inicia el curso político con proyectos para culminar la recuperación de la ciudad y con la vista puesta en las elecciones municipales

INMA RUIZ Lorca

Fulgencio Gil observa la ciudad desde arriba asomado a la muralla del castillo mientras posa para el fotógrafo. Comenta que gobernar Lorca es el mayor reto al que se ha enfrentado, «una gran responsabilidad». Su principal misión es culminar el proceso de reconstrucción y regeneración que se inició hace siete años tras los terremotos de 2011. «Estamos en el momento más importante de la historia de Lorca», asegura en una entrevista concedida a 'La Verdad'. «Hay que estar a la altura de las expectativas y terminar proyectos en marcha». Con esa idea abre el nuevo curso político, que no será uno cualquiera, ya que estará marcado por las elecciones municipales de mayo de 2019 a las que concurre, por primera vez, como candidato del PP, partido que, por otra parte, aspira a presidir en la ciudad. Para ello se ha convocado un congreso extraordinario, que se celebrará el 6 de octubre y para el que, de momento, es el único aspirante.

«Habrá muchas caras nuevas en la junta directiva del partido», confirma. Ese espíritu de renovación también se trasladará a la lista electoral, que comenzará a confeccionar en diciembre. Tiene claro que «hay que refrescar la lista y habrá nombres nuevos», aunque «aún queda tiempo, estoy en el día a día de la gestión municipal pero de vez en cuando surge algún nombre y lo voy anotando».

«Mi mayor satisfacción será ver a los vecinos de San Fernando regresar a sus casas»

Preparado para pactar

Giles consciente de que en los próximos meses la sombra de las elecciones condicionará la actividad política municipal. Sobre la posibilidad de pactos de gobierno, llegado el momento, afirma que está preparado para cualquier escenario. «Si obtuviera una mayoría importante, sin llegar a la mayoría absoluta, buscaría apoyos de otros partidos para desarrollar mi proyecto de futuro».

Su mayor satisfacción personal en su etapa de alcalde dice que se producirá cuando las más de 200 familias del barrio de San Fernando vuelvan a sus casas, tras la reconstrucción que está a punto de culminar. El proyecto ha sido «de una complejidad enorme», por los infinitos problemas que lo han ido demorando desde que los bloques de viviendas quedaron destruidos por los seísmos.

Otra de las actuaciones en las que asegura estar empeñado es en dar un «nuevo impulso» al barrio de San Cristóbal, al que está «muy vinculado emocionalmente». Ya se han desarrollado obras de regeneración con el arreglo de calles, pero ahora «se está acelerando la tramitación urbanística y administrativa» para disponer de la parcela donde se construirá un nuevo centro de salud en la zona conocida como Puente de los Carros. Se sitúa «en pleno corazón del barrio» y se reordenará para la apertura de dos calles y la creación de un espacio verde con parque infantil.

Cinturón verde

Su objetivo es crear un gran cinturón verde que remate la renovación integral de Lorca con una actuación en el cauce del Guadalentín, incluida en el proyecto de remodelación de la avenida de Santa Clara; el gran vial verde que se generará con el soterramiento del ferrocarril a su paso por la ciudad; y otra zona de esparcimiento, que partirá desde el barrio de San Fernando, a través de la boquera de Tiata, hasta el centro comercial Almenara. La actuación más inmediata será la plantación de 400 árboles en todo el municipio en los próximos meses, principalmente en el casco urbano, y el refuerzo del servicio municipal de parques y jardines, que doblará su plantilla y dispondrá de más medios materiales.

La situación del casco histórico, salpicado de viviendas deshabitadas y en ruinas es uno de los problemas que más le urge y, pese a que no ha sido resuelta por ninguno de sus predecesores en el cargo, Gil confía la solución al nuevo Plan Especial de Protección y Rehabilitación Integral del Casco Histórico (Peprich), que «se aprobará definitivamente antes de que acabe el año». Permitirá que se agilice la reconstrucción de viviendas, ya que flexibiliza las condiciones para ello y da potestad al Ayuntamiento para expropiar solares y casas evitando así su degradación. La próxima construcción del Palacio de Justicia en la calle Selgas y adyacentes «permitirá la regeneración urbana de todo el entorno». La rehabilitación de las iglesias de los barrios altos, San Pedro y Santa María, junto a la remodelada excolegiata de San Patricio, convertirán el casco viejo en un polo de atracción turística cada vez mayor, dice.

El otoño estará marcado por las obras de la Ronda Central, de la que ya está en ejecución el segundo tramo y a punto de comenzar el primero; la remodelación de las avenidas Europa y Santa Clara y la mejora de los accesos al castillo, ya que está previsto iniciar en breve los trabajos en la zona sur, desde La Quinta y van «muy avanzados los de la cara norte».

Preocupación por el AVE

El alcalde se muestra «preocupado» porque el cambio de Gobierno de España «haya retrasado» la llegada de la alta velocidad a la Región, el soterramiento a su paso por Lorca y porque se esté generando incertidumbre con la conexión ferroviaria con Andalucía. «Hay que ser prudentes pero el tiempo apremia».

Sobre las pedanías asegura que «gran parte de la actividad económica que sustenta el municipio, que sobre todo es agrícola y ganadero» se genera en los núcleos rurales. Lo más urgente, para evitar la despoblación, es la modificación del Plan Urbano que permita la construcción de viviendas unifamiliares y buscar fórmulas para la potenciación turística de las pedanías del norte basadas en la puesta en valor de sus espacios naturales, tradición y gastronomía.

Así lo ve la oposición

Diego José Mateos | PSOE «Es la última etapa para un cambio de rumbo»

El portavoz socialista asegura que en el nuevo curso político rematarán su proyecto para lograr la confianza de los lorquinos en las elecciones municipales. «Vamos a seguir combinando la crítica al equipo de gobierno con las propuestas y la cercanía con barrios y pedanías, sin discriminación».

Pedro Sosa | IU-Verdes «Van a ser unosmeses muy movidos»

IU- Verdes seguirá con su línea de trabajo en los próximos meses, marcados por la campaña electoral. Estarán muy atentos a las necesidades de los ciudadanos, con los que estarán en permanente contacto, para «hacerles partícipes de nuestras propuestas», dice su portavoz.

Antonio Meca | Ciudadanos «No entraremos en el juego de la campaña»

El portavoz de Ciudadanos afirma que no entrará en el juego de la campaña electoral, «trabajaremos por los lorquinos hasta el último momento» para corregir «los vicios de la Administración y la gestión económica y acabar con lo que no nos gusta del funcionamiento del gobierno local».