La CHS impulsa el proyecto del encauzamiento de la rambla de Biznaga

Representantes de las tres administraciones, con los vecinos./ Jaime Insa / AGM
Representantes de las tres administraciones, con los vecinos. / Jaime Insa / AGM

Representantes de las tres administraciones se reunieron anoche con los afectados por las riadas para abordar soluciones globales

I. RUIZLORCA.

La Confederación Hidrográfica del Segura (CHS) solicitó al Ministerio de Transición Ecológica la autorización para iniciar la redacción del proyecto de encauzamiento de la rambla de Biznaga, que ha desaparecido con el paso de los años y el efecto de la mano del hombre. Se trata de una de las obras fundamentales, junto a las tres presas de laminación para evitar inundaciones en las pedanías de Campillo y Torrecilla en episodios de lluvias torrenciales. El ingeniero del organismo de cuenca Carlos Marco dijo a 'La Verdad' que será un camino difícil pero «tendremos que batallar el proyecto» para que se le de prioridad en el Ministerio. Añadió que «siendo optimistas, es difícil que se pueda contratar nada antes de un plazo de dos años».

El técnico de la CHS fue uno de los asistentes a la reunión convocada por la Comunidad Autónoma para escuchar las demandas de la Plataforma de Afectados por las Inundaciones (Pailor) y de las asociaciones de vecinos de Campillo y Torrecilla, las zonas más vulnerables ante episodios de riadas.

El consejero de Fomento y comisionado de los efectos de las inundaciones, José Ramón Díez de Revenga, señaló que tal y como se comprometió el presidente de Murcia, Fernando López Miras, con los vecinos, «nos ponemos a su disposición para evaluar de forma global los problemas de inundabilidad que tiene la zona y para abordar soluciones técnicas, sean de la administración que sean». Díez de Revenga estuvo acompañado en la reunión por el consejero de Agricultura, Antonio Luengo.

Concejales del equipo de Gobierno en el Ayuntamiento y del PP también hicieron sus aportaciones en este encuentro, que tuvo lugar en la asociación de vecinos de Campillo. La presidenta de la Pailor, Adelina Sánchez, destacó que, «por primera vez en siete años, se ponen del mismo lado todas las administraciones competentes». Añadió que «no puede ser que cada una vaya a su aire, porque al final todos se desentienden».

Temas

Lorca